Lizy Tagliani llega a Tucumán: “siempre me gustó reírme de mí”

La comediante llega con el unipersonal “Liberate (íntima)”, sin conocer límites.

25 Ago 2017
1

HOY

• A las 21.30. en el teatro Alberdi (Jujuy y Crisóstomo Álvarez).

Cierto día de 2014 Lizy Tagliani, entonces más conocida como “La estilista de los famosos”, llegó al programa Marcelo Tinelli en reemplazo de Loly Antoniale. Entonces deslumbró al público y también al conductor. Y ella empezó a contar su historia. Pero su arribo a los medios es anterior.

“Comienza en una peluquería por Lomas de Zamora. Castigada por quilombera, me mandaron a una sucursal de Capital, ahí es donde conozco a la mujer de Roberto Galán. Ella me lleva de peluquera a ‘Si lo sabe, cante’, para que atienda a Galán y a sus secretarias. Luego es Connie Ansaldi la que me instala en su programa por América Top Ten, y fue ella quien me recomendó y me presentó en el medio. Por supuesto, la defraudé...”, publica en su página web.

Lo cierto es que Tagliani, de haber peinado a celebridades -de Nicole Neumann a Alejandro Sanz- en su local de Recoleta, ha pasado a ser ella la famosa, como mediática y comediante.

Esta noche trae su unipersonal “Liberate (íntima)”, al teatro Alberdi. Pero antes habló con LA GACETA, recién llegada de España, donde estuvo junto a Marley.

- ¿Dejaste para siempre la peluquería?   

- Tengo la peluquería, pero estoy a full con la parte artística; la otra parte artística, porque la peluquería también lo es.

- ¿De qué trata tu unipersonal?

- El espectáculo es como un resumen, desde 2014, de los unipersonales que hice, porque yo empecé en ese género. Y se llama Íntima porque cuento las mejores anécdotas de mi vida. Hablo de mi infancia, mi adolescencia, la llegada a los medios, el colegio, los vecinos.

- ¿Cómo te responde el público?

- La gente no para de reír y yo la paso fantástico. Me gusta mucho contar mi vida, y quiero dejar un mensaje, que tiene que ver con la familia, con los sacrificios, con esforzarse y trabajar para lograr los anhelos. Me va muy bien y me gusta lo que pasa con el público.

- ¿Cómo te llevás con tantas actividades? (acaba de volver de España).

- Es la primera vez que viajo al exterior. La pasé bien, disfruté mucho. Pero siempre tve una vida muy agitada, y estoy acostumbrada a trabajar muchas horas.

- ¿Dónde te sentís mejor: en la tele, en el teatro o en la radio? (Está en La 100 con Santiago del Moro).

- Si me das a elegir, me siento más cómoda en la peluquería. Amo mi oficio, me encanta ser peluquera, per descubrí que esto también me apasiona. Podría vivir sin los medios y sin la exposición, pero no sé si podría vivir sin atender la peluquería. Todo lo que sé lo aprendí en la peluquería.

- ¿Creés que la clave de tu ascenso es que aprendiste a reírte primero de vos misma? Una vez dijiste: “nunca sufrí mi condición sexual y siempre fui muy inconsciente. A los 30 años me di cuenta de lo fea que era y que no podía ser modelo”.

- Puede ser. Yo no sé cuál es la clave. La verdad es que siempre me lo pregunto, pero no tengo la explicación ni lo analizo. Siempre me gustó reírme de mí -y también de los demás-. Obviamente aprendí que en la tele hay que cuidarse más porque uno al reírse del otro hace daño.

- En la tele, en “Quiero vivir a tu lado “ mostraste una faceta actoral interesante. ¿Cuál es tu límite?

- No creo en los límites. Me animo a probar cualquier cosa. Yo no decido qué hacer; espero que otro elija si sirve o no lo que hago.


Comentarios