Cartas de lectores - LA GACETA Tucumán

Cartas de lectores

08 Nov 2013

LAS COIMAS

Lo sucedido con los agentes de tránsito de Banda del Río Salí es doblemente lamentable, ya que no sólo es un caso reiterado en ese municipio, sino que también se han escuchado casos similares con los agentes dependientes del municipio capitalino y de la policía caminera. Personalmente me tocó vivir un par de oportunidades estas situaciones y no me sorprendió por ser de esa provincia, a pesar de que hace 34 años que no vivo allí. Sin embargo, sigo amando ese lugar y su gente y por ello me duele cuando alguien que la visitó me comenta sobre situaciones similares vividas allí, sobre todo teniendo en cuenta que atravesamos todo el país, desde la Patagonia para visitarla y es el único lugar donde sufrimos este tipo de percance, al que se agregan los radares ocultos de Recreo (Catamarca) y semáforos sobre la ruta en lugares increíbles (Frías-Catamarca). Como si todo estuviera preparado para recaudar o robar, ya que nada hace presumir que esté funcionando para mejorar la seguridad vial, sino para rechazar al turista que pretenda visitar el noroeste argentino.

Víctor José Ferreyra
[email protected]


EL CICLO LECTIVO

¿Cómo es posible que en esta "década ganada" los funcionarios del Ministerio de Educación no hayan aprendido de sus antecesores sobre la "finalización e iniciación del ciclo lectivo"? Antes de esta década las autoridades de educación, docentes idóneas y de gran apertura al diálogo, hacían finalizar el año lectivo el 30/11, con exámenes incluidos y los docentes asistían hasta el 5 o 10 de diciembre, firmando en esa fecha el concepto profesional, augurando un año próspero y fructífero. La iniciación se hacía el 1/3 y los docentes se presentaban cinco días antes para aunar criterios y planificar con responsabilidad las tareas a comenzar. Así sin tantos feriados puentes y fiestas de guardar, las tareas áulicas se desarrollaban en un ambiente cordial y dinámico, sin presiones y directivas que pusieran al ciclo lectivo en un ir y venir constante de sobresaltos e imposiciones nefastas Este año nuevamente se vuelve a cometer el error de poner fechas irrisorias y sin consenso (como todo lo que se hace en estos años), nuevamente la crispación y el cansancio del docente lo llevan a un estrés que no le permiten razonar positivamente. Conclusión, todos los alumnos aprueban sin el menor esfuerzo y así volvemos a tener un nivel académico paupérrimo. Señores funcionarios: es hora de que empiecen a escuchar y valorar a los protagonistas de esta novela, de nunca acabar, "los docentes"; ellos son los únicos idóneos, con gran criterio, experiencias reales que podrían aportar perspectiva y sentido a la calidad educativa e institucional de nuestra provincia, si queremos que la educación no se caiga a pedazos, como está sucediendo.

María Eugenia Ezquer de Muro
[email protected]


LIBRE EXPRESIÓN

Todos los ciudadanos tienen libertad de expresar y difundir, sin censura previa, sus pensamientos, ideas, opiniones y críticas mediante la palabra oral o escrita, por cualquier medio de comunicación, así como la libertad de buscar, recibir y transmitir información. Todos tienen derecho a la libre producción y creación intelectual, literaria, artística y científica. Ninguna autoridad provincial o municipal dicta leyes, decretos u ordenanzas que en cualquier forma tiendan a restringir directa o encubiertamente el ejercicio de la libertad de expresión. La ley declarada constitucional por la Corte Suprema de Justicia cambia la doctrina sobre el concepto de libertad de expresión como derecho individual o colectivo, posibilita que el funcionario político de turno elija qué se puede escuchar o escribir como si fueran países de una dictadura. Cuando un pueblo elige sus representantes no se esclaviza a ellos, no pierde el derecho de pensar o de hablar sobre sus actos, dejemos pues, pensar y hablar al pueblo.

Julio Argentino Gómez
[email protected]


LA FERIA DE EL MANANTIAL

Hace 30 años que la feria de El Manantial está en la plaza de nuestra localidad. Comenzó siendo pequeña con pocos feriantes, la mayoría del lugar. Hoy en día es una de las más grandes, pero los vendedores son de otros lugares. Hoy existe una obra del Plan Más Cerca para remodelación de la plaza y se decidió trasladar la feria a un nuevo predio para recuperar "este nuestro espacio público", pero los muy caprichosos feriantes no hacen otra cosa que oponerse, a pesar de que no se les está cortando la libertad de trabajo, sino que se les está dando otro lugar para que realicen su actividad. Pero el domingo 3, como otros anteriores, no tuvieron mejor idea que no acatar las nuevas disposiciones y salieron a cortar la ruta 301, literalmente, entorpeciendo la libre circulación y las necesidades de los demás.

Gustavo Alberto Olivera
[email protected]


FAMAILLÁ

Estuve de vacaciones por la hermosa provincia de Tucumán. Recorrí los lugares recomendados y lo que más me sorprendió y maravilló, aparte de su belleza natural, fue la ciudad de Famaillá. Me gustaron el paseo histórico patriótico, el cementerio de los santos, el balneario, la calidez de las personas, su gastronomía, por cierto, son las empanadas más ricas que comí. Quiero felicitar al intendente por su labor.

Graciela González
[email protected]


PERSONA ABANDONADA

En la esquina de avenida Aconquija y calle Marcial Imbaud, de Yerba Buena, vive un hombre que se encuentra en estado de abandono total. Lamentablemente es alcohólico y se mantiene de la caridad de la gente de la zona. Su vestimenta está casi deshecha; no sé cómo pasó el invierno, pero me da mucha pena verlo cuando paso por ahí. Me pregunto si será posible que alguna autoridad del Siprosa, a través de un asistente social, vea la posibilidad de sacarlo del lugar y brindarle la asistencia que requieren estos casos. Pienso que este hombre no tiene posibilidades de salir de esto por sí mismo y no quisiera que se espere a que muera como un perro abandonado.

Guillermo J. C. Schwint
[email protected]


LUCIO V. MANSILLA

Respecto de nota de Carlos Páez de la Torre (h) (27/11) referida a Lucio Victorio Mansilla, autor del libro "Una excursión a los Indios Ranqueles", quiero señalar que el relato de Mansilla trajo una nueva imagen de los aborígenes, que la literatura solía presentar como feroces, casi excluidos de la condición humana. Él los presentó como hacedores de una cultura que podía enseñar lecciones valiosas al hombre blanco. Asimismo dio otra imagen del gaucho que se lo tenía como bárbaro de las montoneras, mostrándolo como dotado de nobles cualidades. Considero este libro como uno de los mejores que leí, no sólo por lo ameno, sino también por todo lo que me enseñó. Cuando Mansilla regresó de su viaje, donde se inspiró para escribir este libro, tuvo que afrontar un juicio por haber ordenado el fusilamiento de un soldado desertor. Si bien lo había hecho dentro de lo que establece la ley militar, no lo había informado a la autoridad superior. El carácter rebelde lo llevó a escribir una carta insolente al ministro de Guerra, por lo que fue puesto en disponibilidad y nunca volvió a dirigir una tropa. Siendo anciano y viviendo en París, quiso mostrarle a un amigo un objeto que para él tenía un gran valor afectivo, el poncho que le regaló la mujer principal del cacique Mariano Rosas. Sin embargo, al hacerlo, se encontró con que había sido comido por las polillas. Mansilla se desplomó sobre su sillón y lloró amargamente.

Félix Reyes
[email protected]


"EL BARBA" MANZI

Después de caminar por lo desparejo, en este último corso que vivimos, el martes 29/10, LA GACETA me volvió a la vida con la publicación del aniversario del natalicio de "El Barba Manzi". Se me ocurre que ese día hubo un gorgeo de ruiseñores y zorzales, en el monte santiagueño, festejando la llegada al mundo de quien más tarde sería el poeta más sensitivo del tango, con una particularidad sus versos jamás ofendieron al sexo opuesto. Mirá, Barba, si algún día el Señor me permite encontrarte, te voy a exigir una explicación sobre tu tango famoso Malena, acerca de quién fue la musa inspiradora: ¿Elena Torterolo, a quien escuchaste cantar en Porto Alegre, como fue tu versión, o nuestra Nelly Omar? Porque alguna vez la llamaste en rueda de amigos Elvirita, su nombre de familia. A veces pienso que si a tu padre le hubiera ido bien en Añatuya, quizás habrías escrito versos de zambas y chacareras. Pero el tango te encontró caminando en las barrancas de Boedo hacia el sur, donde se presentía Pompeya y Puente Alsina, con sus portones y sus chimeneas, sus inundaciones y el viejo Buccheri, aquel tano que a los 16 años creó "El alma que canta" y hacia el norte, el último pedazo de Almagro, escenario de José Betinotti, aquel muchacho zapatero que inventó la primera canción de Buenos Aires. Y al otro lado, Cochabamba arriba, las calles anchas y algunos alfalfares, por San Juan ganando el río, estaba el San Cristóbal bravo, con mostradores, escudos de comité, canchas de tabas y pedanas de cuchillos. Boedo era un paso pesado, había que pasar Puente Alsina para llegar al centro y de allí al Riachuelo. Era lo que decías un día de 1947 cuando hilvanabas las estrofas de un tango para despedir la vida y que habría de llamarse "Sur".

Julio Mohfaud
[email protected]


COMPRA DE VOTOS

Respecto de la carta de Pablo Giunta (2/11) sobre la compra de votos, la publicidad oficial pretende mostrarnos una realidad distinta a la existente: cientos de niños y adultos mendigando en la vía pública, mientras legisladores y funcionarios, en general, que ganan fabulosos sueldos y están en ampulosos despachos, se dan el vergonzoso lujo de tirarles migajas a los pobres menesterosos. Hacer favores en esas condiciones y con dineros ajenos (pertenecen a la comunidad), debería darles vergüenza. El lector Giunta puede quedarse tranquilo porque al mal de dádivas de bolsones no lo solucionará él o yo. Ello sucederá cuando esa virtud que se llama honestidad regrese a los gobernantes, el día en que los pobres sean mejor atendidos, no sólo con viviendas, sino con trabajo y salarios dignos.

Marcelo Agüero Durán
Muñecas 1.095 
San Miguel de Tucumán


Para publicar en "Cartas al director" escribir a [email protected]

 

Comentarios