›› POLÍTICA CAMBIARIA | FLUCTUACIONES

El dólar se tomó un respiro, pero se apreció el blue

Creen que los $ 16 será un techo para el mes Según los expertos, la divisa se mueve en un esquema de flotación “sucia”. No creen que sea necesaria la intervención del BCRA
Compartir

El movimiento del dólar, que en noviembre aumentó un 4,53% hasta tocar los $ 16,20, es el reflejo de una dinámica natural en el mercado de cambios, en un esquema de flotación “sucia”, en el que la divisa oscila en una banda que, según economistas, iría de los $ 14,50 a los $ 17. Esto no significa un giro en la política monetaria del Banco Central. “Mientras se mueva en esa banda, no será necesario que intervenga el Central”, analizó el docente de la Facultad de Ciencias Económicas de las UNT, Pablo Pero. Ahora bien: ¿por qué el valor del dólar se movió hacia arriba? El economista explicó que este aumento podría responder, en primer lugar, a la baja de las tasas de interés que registra el sistema financiero, y que regula el Central. “Es probable que, por la caída de las tasas locales, no haya tanto incentivo para que ingresen monedas extranjeras. Entonces, el peso comenzó a depreciarse”, observó.

Por otro lado, también mencionó eventuales coletazos que pudo dejar el “efecto Donald Trump”, que sí impactó en las monedas de los países de América Latina (México y Brasil), donde los bancos centrales devaluaron en relación al dólar. “En otros países de la región hubo una salida de dólares (tras la victoria del presidente electo en Estados Unidos). Esto en la Argentina no pasó porque, a causa del blanqueo y de una mejora en la confianza, ingresaron dólares al sistema financiero. Por la tanto, la suba de la divisa puede responder a un intención (del BCRA) de acompañar la tendencia que hubo en la región y en el mundo”, remarcó Pero.

El dólar se tomó un respiro ayer y su cotización se mantuvo estable en Buenos Aires, a $ 16,10. Sin embargo, el valor informal se apreció 10 centavos, a $ 16,25. “Los operadores vieron el miércoles un techo de $ 16 para el dólar para diciembre, ya que se avecinan liquidaciones con ingresos de divisas para mitad de diciembre, producto de la exportación de maíz, trigo y girasol, y que vendría con buenos precios y con mayor volumen que el año pasado, sin ningún tipo de trabas para su comercialización”, dijo a la agencia DyN Fernando Izzo, de ABC Mercado de Cambios.

Según el economista, Eduardo Robinson, la decisión del BCRA de convalidar una devaluación del peso en relación al dólar, también apunta a devolverle competitividad a los sectores exportadores de la economía, que habían señalado el atraso del tipo de cambio para las operaciones de comercio exterior. “El mercado no tiene expectativas exacerbadas de que vaya a continuar la devaluación (del peso)”, analizó. En otro orden, consultado sobre un eventual impacto de la suba del dólar en los precios de la economía, Robinson subrayó que esto dependerá de cuánto se planea ajustar el valor del billete. “Si el Central pretende que el dólar pase los $ 17, podría haber un efecto en los precios”, advirtió. Sin embargo, aclaró que la inflación sí podría acelerar en el final del año, no por efecto del dólar, sino por la inyección monetaria que generarán los pagos del aguinaldo y del bono de fin de año que se pagarán en algunos sectores de la economía.

Más como esto