La Justicia ordena el desalojo del predio en el que apareció Abigail - LA GACETA Tucumán

La Justicia ordena el desalojo del predio en el que apareció Abigail

Una jueza autorizó el uso de la fuerza pública para que los usurpadores liberen los terrenos. El plazo vence mañana a las 20.

27 Oct 2020
3

La usurpación de terrenos en la zona de avenidas América y Francisco de Aguirre tiene un plazo para que termine. La Justicia resolvió que los usurpadores deberán abandonar el lugar hasta mañana a las 20. 

La jueza Isolina María Apás de Pérez de Nucci decidió ponerle fin a la ocupación de los terrenos, donde habían hallado el cuerpo de Abigail Ríquel

La magistrada emitió un fallo en el que se aclara que el propietario del terreno está en litigio. En su decisión, la magistrada dijo que no importa quien sea el dueño y que se entiende que con esta medida se beneficiará a las dos partes en pugna.

Además, la resolución judicial determina una caución juratoria de una caución real por el monto de $ 2 millones al actual tenedor Oscar Hugo Mejail. En este sentido, la jueza busca dejar presente que esta resolución del desalojo del terreno no sea considerado como que es el dueño.

También la jueza instruyó al Ministerio Público Fiscal (MPF) para que proceda a convencer a los ocupantes para que desalojen el predio. Pero además aclaró que en la resolución que se "autoriza el uso de la fuerza si fuera necesario
como ultimo recurso" para lograr el desalojo. En este punto, se solicita al Siprosa que asista con ambulancias y personal de salud para asistir a las personas si fuera el caso.

La ocupación

La ocupación de los terrenos comenzó luego del crimen de Abigail. Primero fueron alrededor de 30 familias que comenzaron a instalarse en el predio. Luego, con el correr de los días, llegaron más familias.

Los vecinos contaron a LA GACETA que algunas parcelas fueron vendidas a traficantes por valores de hasta $ 50.000.

El descampado está delimitado por el Camino del Perú y las avenidas Francisco de Aguirre y América. Hasta ahora son al menos 200 familias que ya habitan de forma precaria bajo cartones, chapas y plásticos. 

La magistrada emitió un fallo en el que se aclara que hay dos partes que están litigando por el terreno, el actual tenedor demostró que estaba haciendo legal posesión del mismo y aclaró que la medida también terminaría beneficiando a la otra parte.

Comentarios