Los sospechosos de asesinar a Dominé en la mira: “usaron una motosierra para que les diga dónde tenía la plata”

Cuatro de los siete imputados en el crimen de la empresaria fueron señalados como supuestos participantes de dos secuestros extorsivos que se produjeron en poco más de un año. En la provincia se conocieron seis hechos de estas características en poco más de dos años. Todos los casos.

25 Sep 2020 Por Gustavo Rodríguez

La investigación del crimen de Ana Dominé develó el accionar de una banda que se dedicaba a cometer diferentes delitos. En las últimas horas quedó al descubierto que los sospechosos del homicidio habrían cometido dos secuestros extorsivos en menos de un año. También se confirmó que al menos dos de los acusados habían sido procesados por uno de los casos y que habían recuperado la libertad al habérseles vencido la prisión preventiva sin haber sido enjuiciados.

El primer hecho surgió luego de que se analizaran las planillas de antecedentes de Federico “El Loco Fede” Sánchez (señalado de ser uno de los que atacó a Dominé en la camioneta) y Edgard “El Negro” Visuara (sindicado como el que manejaba la moto en la que huyeron Sánchez y Cristian “Pety” Godoy). Trascendió que están acusados de atacar el 28 de septiembre de 2019 a una familia en el sur de la ciudad. Estuvieron privados de su libertad durante varias horas hasta que entregaron una importante suma de dinero (no se informó el monto).

La división Sustracción de Automotores se hizo cargo de la pesquisa por orden del fiscal Arnoldo Suasnábar. Sumaron indicios en contra de Sánchez y Visuara, aunque sospecharon que podrían haber sido más los participantes, pero no pudieron identificarlos. El investigador los acusó de robo agravado y de privación ilegítima de la libertad. El 30 de octubre del año pasado solicitó que a ambos se les dictara la prisión preventiva por siete meses.

Los acusados, por decisión del juez Francisco Pisa, recuperaron la libertad bajo caución juratoria (se comprometen a seguir sujetos a proceso) el 19 de junio pasado por haberse excedido el plazo de la medida cautelar. La causa ya había sido elevada a juicio por Suasnábar, pero hasta ahora no se sabe si el planteo fue aceptado por el magistrado interviniente. La causa quedó en el régimen conclusional.

El otro caso

Mientras se avanzaba con la pesquisa del crimen de Dominé, Patricio Char, representante legal de la familia de la víctima, se contactó con otro damnificado por la banda. “Estas personas se comunicaron con este letrado a través de la red social Facebook, manifestándome que habían sufrido un secuestro en el mes de julio del 2020, y que al ver en el diario LA GACETA el automóvil secuestrado en esta causa, y en redes sociales al supuesto chofer, inmediatamente lo reconocieron como uno de los autores del secuestro que sufrió uno de los integrantes de la familia”, destacó el profesional.

Char constató que la causa estaba radicada en la Unidad Conclusional de Delitos Complejos que conduce la fiscala Mariana Rivadeneira. Lo hizo para acumular pruebas en contra de los imputados por la causa Dominé, pero en realidad terminó descubriendo otra dura historia.

La víctima, cuyo nombre se mantiene en reserva por cuestiones legales, tiene un negocio dedicado al rubro agrícola en el sur de la ciudad. El 17 de julio, cuando regresaba a su casa, fue interceptado en la esquina de Malabia y pasaje Victorino de la Plaza por cuatro personas que lo hicieron subir a un taxi. De allí lo trasladaron hasta una casa en un lugar desconocido.

“En esa vivienda me empezaron a golpear, me torturaban, hasta con una motosierra me amenazaban para que diga si tenía plata. Me piden la llave de mi casa, sabían todo de mí y de mi empresa. Van a mi casa, entran y roban la plata; ellos sabían todo. Tuve que decir cuánto tenia de plata. Sabían absolutamente todo”, relató.

La víctima, en su duro testimonio, agregó: “mi hijo, que había salido a comprar en esos momentos, cuando regresa a la casa se encuentra con un taxi. Se acerca y le pregunta qué está haciendo. El taxista le responde que se le había roto el auto y que estaba tratando de arreglarlo. De pronto, se da cuenta de que salen cuatro hombres corriendo del interior de la vivienda”.

“Una vecina vio al taxi que era un Fiat Palio, pero ellos cambiaban los números de la licencia para despistar. Después que se llevan la plata vuelven a la casa donde permanecía secuestrado, abren la caja y me quitan el dinero que tenía guardado”, señaló la víctima, sin especificar el monto. “Después de hacer todo eso, me vuelven a subir al auto y me dejan abandonado en la autopista, al sur de la ciudad”, agregó.

El empresario que sufrió el secuestro se preocupó en aclarar que sí realizó la denuncia. “Vinieron un montón de policías, pero no me dejaron ningún papel y nunca más supe nada del caso”, expresó en la denuncia que realizó para que sea tenido en cuenta en la causa Dominé.

El hijo del damnificado ratificó lo dicho por su padre y aportó más detalles. “Cuando estaba al frente de la casa, empiezo a gritar y veo que salen cuatro chicos corriendo del interior. Algunos tenían barbijo y otros no, pero todos eran jóvenes”, declaró.

“Cuando vi las fotos del hombre del operativo en el que detuvieron a Greco, veo que era el mismo que manejaba el taxi ese día. Estoy muy seguro de que se trata de la misma persona. Vi en las redes sociales que era el hombre que estaba esperando a los otros en la puerta de casa”, concluyó.

En la Justicia

Fuentes judiciales confirmaron que la víctima y su hijo se presentaron el miércoles en la unidad de Delitos Complejos para ratificar todos sus dichos. Pero el secuestrado aportó otro dato clave: reconoció la voz de “Pety” Godoy en la entrevista que se emitió en el programa “Buen día” de LG Play el lunes pasado.

Greco y Godoy serían imputados en otra causa por secuestro, aunque aún quedan por identificar a entre dos y tres personas que participaron en ese hecho.

El secuestro extorsivo, según las normas vigentes, es un delito que debe ser investigado por la Justicia Federal. Pero hasta el momento, según confirmaron fuentes de ese fuero, la justicia ordinaria no se declaró incompentente y no remitió los expedientes.

En el primer caso es poco probable que lo haga porque ya fue elevada a juicio y, en el otro, pese a que pasaron dos meses, Rivadeneira podría declinar la competencia.


Patricio Char

“Lo único que pretende la familia es que no se desvíe la atención del caso. Recolectamos ese dato, nos pareció importante para la causa, y realizamos todo lo que estaba a nuestro alcance para que sirva. Sus hijos y demás parientes sólo pretenden que se haga Justicia”, indicó el representante legal de la querella.


MENCIONADO II. Cristian Raúl Orlando “Pety” Godoy

Manuel Pedernera

“No tenemos conocimiento de que exista una denuncia de estas características en contra de ‘Pety’ Godoy. Él ya aclaró que no tiene nada que ver. No me extrañaría que ahora empiecen a lloverle acusaciones en su contra por el crimen de la señora Dominé”, dijo el profesional, que asiste junto a Lucas Ramón al imputado.

Los indicios

- Los autores realizaron tareas de inteligencia, una de las especialidades de la banda.

- Habrían utilizado el mismo taxi Fiat Palio para cometer el hecho.j

- Cuatro de los siete imputados son mencionados en las tres causas.

- Los lugares donde se cometieron los delitos son conocidos por los miembros del grupo sospechados del crimen.


Esta nota fue anteriormente contenido exclusivo, sólo accesible para suscriptores.

 

Comentarios