Los demócratas pretenden llevar a juicio político a Trump

La medida es la primera acción legislativa hacia un proceso de destitución. La mayoría republicana hace muy difícil el proceso. El Comité Judicial estableció reglas para las audiencias de una futura investigación.

13 Sep 2019
1

PREGUNTAS. Un grupo de parlamentarios quiere saber si Trump puede ser acusado de obstruir la Justicia. reuters

WASHINGTON, Estados Unidos.- Los demócratas del poder judicial de la Cámara de Representantes dieron un paso hacia un intento de destitución del presidente Donald Trump al establecer reglas básicas para una investigación formal.

El poderoso Comité Judicial de la Cámara votó 24 a 17 a favor de definir las reglas para futuras audiencias de juicio político. Es una ampliación de poderes para este Comité, de mayoría demócrata, con el que se fijan los parámetros para la investigación.

La medida no abre formalmente el proceso de “impeachment” (un equivalente al juicio político), pero representa la primera acción legislativa de los demócratas sobre una de las responsabilidades más importantes del Congreso. El proceso tiene como objetivo la destitución del presidente del país, en caso de que se considere que no está capacitado para gobernar.

“La resolución representa un paso necesario en nuestra investigación de corrupción, obstrucción y abuso de poder”, dijo el presidente del comité, Jerry Nadler, demócrata de Nueva York, en la apertura.

La comisión, que ya lleva varios meses realizando investigaciones sobre Trump, inscribirá estas pesquisas en el marco legal previsto para un proceso de impeachment. La medida desencadena una regla de la Cámara, que permite al personal interrogar a los testigos durante una hora, al final de cada audiencia de investigación de juicio político y autoriza a los subcomités a celebrar audiencias e interrogar a testigos para acelerar el proceso.

Según Nadler, la investigación parlamentaria abarcará un amplio espectro: primero se centrará en abordar las presiones ejercidas por Trump en las investigaciones sobre la injerencia rusa en la campaña presidencial de 2016, para determinar si es culpable de obstruir la justicia.

“Algunos llaman a este proceso una consulta de juicio político. Otros lo llaman una investigación de juicio político. No hay diferencia legal entre estos términos y no me importa discutir sobre nomenclatura”, dijo Nadler.

Los críticos de Trump dicen que el mandatario se merece enfrentar el proceso de destitución por obstrucción a la Justicia durante la investigación del fiscal especial Robert Mueller sobre los lazos de su campaña y Rusia.

Es muy poco probable que la medida avance, debido a que la mayoría republicana en el Senado hace casi imposible que la destitución se haga efectiva.

Los republicanos criticaron la resolución y la catalogaron de “un gesto sin sentido” que simplemente señala los procedimientos ya disponibles en la Cámara y las reglas del comité.

La respecto, la presidenta de la Cámara Baja, la demócrata Nancy Pelosi, aseguró que “perseguirán los hechos” antes de anunciar un juicio político contra Trump. “El juicio político es una medida divisiva, pero si tenemos que ir allí, lo haremos. No podemos hacerlo a menos que tengamos los hechos”, defendió Pelosi.

Fiel a su estilo, el mandatartio estadounidense respondió con un desafío en Twitter: “Los demócratas no pueden superar el hecho de que el Presidente Trump haya ganado la elección”, escribió. (Reuters-Especial)

Comentarios