El chavismo dialoga con la oposición, en Noruega

Guaidó mandó representantes al país escandinavo, pero dijo que sólo aceptará el cese de la “usurpación” y un llamado a elecciones libres Buscan una solución al enfrentamiento que ya lleva meses. Los enviados aún no se sentaron a la misma mesa. Mediación.

17 May 2019

GINEBRA, Suiza.- Hay conversaciones en Noruega entre el gobierno de Venezuela y los opositores “democráticos”, dijo un representante del gobierno del presidente Nicolás Maduro, en un intento por buscar una posible solución a la crisis política.

El líder opositor y jefe del Congreso, Juan Guaidó, agregó que si bien hay enviados opositores al país europeo, no aceptará falsas negociaciones.

“Hay unos enviados a Noruega. Lo que he dicho es que no nos vamos a prestar a una negociación falsa que no dirija al cese de la usurpación, un gobierno de transición y elecciones”, dijo Guaidó durante un acto.

Más temprano, el embajador de Venezuela ante la Organización de las Naciones Unidas en Ginebra, Jorge Valero, había confirmado las conversaciones entre el Gobierno y “sectores democráticos” de la oposición.

Valero denunció que hubo interferencias de parte de Estados Unidos y calificó a su presidente, Donald Trump, como un “criminal de guerra”.

Trump incrementó las sanciones contra el gobierno venezolano y encabezó el apoyo internacional a Guaidó, quien en enero invocó la Constitución para proclamarse presidente encargado. Guaidó calificó de fraudulenta la reelección de Maduro en 2018.

El 30 de abril, pidió a las fuerzas armadas que desconocieran a Maduro. El intento se desvaneció y los principales sectores del ejército han jurado lealtad al mandatario venezolano.

El Ministerio de Relaciones Exteriores de Noruega dijo que su política es no hablar de posibles roles en conversaciones de paz en curso o potenciales.

“Noruega sigue la situación en Venezuela con gran preocupación. Alentamos encarecidamente a las partes a encontrar una solución política y pacífica para evitar una escalada mayor”, dijo una portavoz del ministerio.

El portavoz de la ONU, Stephane Dujarric, dijo a periodistas en Nueva York: “Somos muy conscientes de lo que está sucediendo y apoyamos el proceso”.

Muchos partidarios de la oposición venezolana se muestran escépticos frente a unas conversaciones mediadas, porque creen que intentos anteriores han fracasado y han dividido a la oposición, y que le han dado tiempo a Maduro para consolidar el poder y sofocar protestas.

Valero no ofreció detalles más específicos sobre las conversaciones, reportadas por primera vez el miércoles. Las partes -opositores y oficialistas- no se habían reunido hasta ayer y los encuentros se han dado por separado con los representantes de Noruega. “Es un esfuerzo de Noruega, en una mediación que lleva meses. Es la segunda vez que invitan a representantes a Oslo”, agregó Guaidó.

Exigencias

El líder de la oposición insistió en que su sector no se va a prestar a “diálogos falsos”, ni a negociaciones “que no dirijan a tres cosas: cese de la usurpación, gobierno de transición y elecciones libres”, dijo el mandatario encargado.

Guaidó hizo esas declaraciones ante periodistas, tras participar del congreso del Frente Amplio Venezuela Libre (FAVL), la coalición en la que los partidos antichavistas sumaron a organizaciones sociales, sindicales y académicas, e incluso a agrupaciones chavistas disidentes del gobierno de Maduro.

Dos representantes del chavismo y dos del antichavismo se reunieron en Oslo, por separado, con dirigentes y parlamentarios noruegos, para explorar la posibilidad de instalar una mesa de diálogo destinada a encontrar una salida a la crisis institucional venezolana.

Los contactos se iniciaron semanas atrás en Cuba y ya se mantuvieron varias reuniones en un lugar secreto de Oslo, con la mediación de la cancillería noruega.

Maduro no admitió que haya las citadas conversaciones, pero llamó a un “gran diálogo nacional” y reconoció que su ministro de Comunicación e Información, Jorge Rodríguez, estaba cumpliendo una “misión muy importante” fuera de Venezuela. (Télam-DPA)

Comentarios