Hubo acuerdo, pero el inicio de clases no tiene fecha

Manzur se comprometió a otorgar a los docentes una suba del 25% y la cláusula gatillo, pero los gremios adherirán a un paro nacional.

01 Mar 2019
1

FIRMA. La cláusula gatillo está en el convenio por tercer año consecutivo. COMUNICACIÓN TUCUMÁN

Cuatro reuniones bastaron para que se resolvieran las paritarias de los maestros y las maestras de Tucumán. El Frente Gremial Docente (FGD) aceptó ayer un incremento salarial del 25% en dos partes iguales: 12,5% en marzo y en septiembre. Además, el Gobierno se comprometió a otorgarles la cláusula gatillo si es que la inflación del Indec para el NOA supera los aumentos previstos. De ser necesario, los porcentajes serán corregidos en junio, septiembre y diciembre. “La vamos a cumplir, como la cumplimos el año pasado”, remarcó el gobernador Juan Manzur antes de estampar su firma

El convenio fue rubricado por Manzur, el vicegobernador Osvaldo Jaldo y los ministros Regino Amado (Gobierno y Justicia); Juan Pablo Lichtmajer (Educación); y Miguel Acevedo (Interior). Por parte de los educadores, firmaron su conformidad los dirigentes Isabel Ruiz (APEM), Edgardo Bessone (AMET) y David Toledo (ATEP).

A pesar del consenso, desde la Casa de Gobierno no precisaron cuándo comenzarán oficialmente las clases en Tucumán debido al conflicto que mantiene la Nación con los docentes. Toledo, en tanto, adelantó que adherirán al paro nacional convocado por la Confederación de Trabajadores de la Educación de la República Argentina (Ctera), del 6 al 9 de marzo (se informa por aparte). En principo, la vuelta a las aulas sería el lunes 11.

El mandatario remarcó que los educadores no deberán temer por la inflación debido a la incorporación de la cláusula gatillo. “Vamos a estar a la altura de la circunstancias, haciendo las previsiones presupuestarias y todo lo que esté a nuestro alcance para cumplir con lo que hoy estamos acordando”, acotó el mandatario. También se comprometió a enviar a la Legislatura un proyecto de ley para titularizar entre 8.000 y 10.000 docentes en los próximos 90 días.

El titular ATEP se manifestó satisfecho por el convenio logrado, al tiempo que solicitó que se refuercen las partidas alimentarias y, de ser posible, que también se envíe indumentaria para los estudiantes. “El Gobierno ha cumplido acabadamente el acuerdo de 2018, y no tengo dudas de que van a cumplir este año”, remarcó.

El año pasado, el Poder Ejecutivo había pactado una suba salarial del 17%, más la cláusula gatillo. Por este último ítem el incremento de los educadores empató la inflació, que de acuerdo con el Indec trepó al 47,8% en el NOA.

Comentarios