El Gobierno logró un acuerdo con jueces para que, desde enero, paguen Ganancias

En la Corte Suprema, la interna llegó a su pico de tensión con la quita de poder al presidente.

20 Dic 2018
1

GERMÁN GARAVANO. Ministro de Justicia. CLARIN

Los jueces nombrados desde enero de 2017 pagarán el Impuesto a las Ganancias a partir de enero próximo, por un acuerdo al que llegó ayer el Ministerio de Justicia con los jueces y fiscales. Tras dos semanas de negociaciones se aceptó aplicar el descuento a más de 100 nuevos jueces.

El acuerdo para el pago de Ganancias a los magistrados fue alcanzado por el ministro de Justicia, Germán Garavano, con el Ministerio Publico Fiscal, la Defensoría General de la Nación, el Consejo de la Magistratura y la Asociación de Magistrados y funcionarios de la justicia nacional.

Implica el desistimiento por parte de la Asociación de Magistrados de la acción legal iniciada contra el pago, que será presentado hoy al juez de la causa.

El convenio permitirá el efectivo pago del Impuesto a las Ganancias de los jueces, fiscales y defensores. Garavano sostuvo que “el país está atravesando un proceso de transformación judicial que los magistrados acompañan”, y resaltó que “la ley del pago de Ganancias es producto de un amplio debate de todas las fuerzas políticas en el Congreso de la Nación”.

En la Corte

En tanto, el presidente de la asociación de abogados Será Justicia y ex titular del Colegio de Abogados porteño, Máximo Fonrouge, calificó ayer como “muy malo para la institucionalidad y para el país” la acordada de la Corte Suprema de la Nación que recorta facultades al presidente de ese cuerpo.

“Es bastante escandaloso esto que pasa en la Corte”, dijo, y apuntó contra el ex presidente, Ricardo Lorenzetti, al sugerir que “por una cuestión de decoro” debería haberse abstenido de firmar, ya que “él utilizó ese beneficio (designar empleados) durante los más de 10 años en lo que ejerció el cargo”.

El martes, una acordada de la Corte resolvió que las decisiones administrativas del alto tribunal, entre ellas las designaciones o renuncias de empleados o la renovación de contratos, se deben adoptar por una mayoría de tres de sus ministros, con lo cual recortaron las facultades del actual presidente del máximo tribunal nacional.

Cabe recordar que el nuevo presidente Rosenkrantz dispuso el nombramiento de varios funcionarios sin hacer la consulta con los otros jueces. La reacción interna no tardó en llegar y se generó el dictado de la Acordada que le recortó facultades delegadas.

Al descontento de los ministros por los nombramientos inconsultos se sumó la intención de Rosenkrantz de hacer valer más su voto en cuestiones de organización interna del tribunal.

Toda esta situación motivó que los otros ministros decidieran hace unos 15 días sacar la Acordada para que el Presidente devuelva al pleno las facultades delegadas y que están establecidas por el artículo 113 de la Constitución. De hecho, Elena Highton de Nolasco firmó la Acordada y pocas horas después tachó su firma. La resolución la firmaron tres ministros: Lorenzetti, Juan Carlos Maqueda y Horacio Rosatti, y en disidencia el presidente, Carlos Rosenkrantz.

Este martes, después del acuerdo en el que se dictó el fallo del caso Blanco que benefició a los jubilados, Lorenzetti, Maqueda y Rosatti le manifestaron a Rosenkrantz que querían que se registrara la Acordada, lo que ocurrió pasadas las 13.

A raíz de la decisión de Elena Highton de tachar su firma de la Acordada, en el acuerdo de la semana que viene Lorenzetti pedirá que se investigue si la jueza recibió algún tipo de presión -interna o externa- para que retirara su rúbrica. (Télam/Infobae)

Comentarios