Piñera dijo que todos tienen culpa por el golpe de 1973

Según el Presidente, la democracia chilena estaba enferma antes de llegar Pinochet El martes se cumplen 45 años del derrocamiento del socialista Allende. El jefe de Estado apuntó a lo que nada hicieron entonces.

09 Sep 2018
1

REFLEXIÓN. Piñera sostuvo que el golpe generó más divisiones en Chile. reuters (archivo)

SANTIAGO DE CHILE.- El presidente de Chile, Sebastián Piñera, a días de cumplirse 45 años del golpe de Estado de 1973, aseguró ayer en una entrevista que al momento del derrocamiento del Gobierno de Salvador Allende la democracia chilena estaba enferma y que la crisis del país era insostenible

“Quiero dejar muy en claro, sin que esto signifique justificar bajo ninguna circunstancia los atropellos a los derechos humanos, que no se justifican nunca, en ningún tiempo, en ningún lugar, bajo ningún contexto, pero evidentemente que nuestra democracia estaba profundamente enferma antes del 11 de septiembre de 1973, producto de muchos factores”, le dijo Piñera al diario “La Tercera”.

El gobernante chileno recordó que el día del golpe estaba en Estados Unidos, y que esa misma jornada iniciaba sus clases en el Departamento de Economía de la Universidad de Harvard, para obtener un doctorado. Vio por televisión las imágenes del bombardeo al palacio presidencial de La Moneda y el arresto de los colaboradores del presidente Allende.

“Mi primera reflexión fue que el Golpe de Estado y el quiebre de la democracia iban a ser largos e iban a generar más divisiones, más odiosidades, más enfrentamientos entre los chilenos”, sostuvo.

Según Piñera la democracia chilena “estaba muy enferma; no fue una muerte súbita el 11 de septiembre. El debilitamiento de las bases de nuestra democracia se empezó a gestar en la década de los 60 y se acentúo en la década de los 70 y, por supuesto, se profundizó en la década de los 80”.

Apuntó a que en esas décadas “lo que pasó en Chile fue que ciertos grupos quisieron refundar nuestro país a partir de cero, excluyendo a todos los que pensaban distinto. Partió con la revolución en libertad del presidente Frei (1964-1970), la reforma agraria, siguió con la revolución marxista del Presidente Allende (1970-1973) y continúo naturalmente con el periodo militar (1973-1990)”.

“Todos tenemos responsabilidades en lo que pasó. En el debilitamiento de la democracia, en el quiebre de la democracia y en los atropellos a los derechos humanos. No de la misma naturaleza ni de la misma magnitud, pero todos. Estoy convencido de que muchos civiles que tenían poder e influencia tampoco la ejercieron en plenitud para haber evitado los atropellos a los derechos humanos”, afirmó Piñera. (DPA)

En Esta Nota

Sebastián Piñera Chile
Comentarios