River no pudo tomarse revancha de Lanús, que jugó mejor y lo ganó bien

12 Feb 2018
1

VERDUGO. Silva, con los brazos en alto, festeja el 1-0 de Lanús. El uruguayo había sepultado a River, en el 4-2 de la Copa. telam

BUENOS AIRES.- Esta agonía sin fin que está resultado la Superliga para River sumó otro capítulo amargo en cancha de Lanús, donde el conjunto de Marcelo Gallardo volvió a naufragar después de aquella recordada y polémica semifinal de Copa Libertadores. Esta vez sin el VAR de por medio, el “Millonario” debió asumir total responsabilidad por una derrota, 1 a 0, que mereció por varios motivos. En primer lugar, porque jugó decididamente mal, y estuvo muy torcido para definir lo poco que pudo generar. Lucas Pratto no apareció y hasta Ignacio Scocco se contagió de la apatía general: después del golazo de antología que le marcó a Olimpo, falló uno insólito casi abajo del arco y sin oposición.

Con los laterales demasiado adelantados y una defensa casi siempre mal posicionada, fue presa fácil de los contragolpes de Lanús. Si la diferencia fue de apenas un gol, fue gracias a Franco Armani, por lejos la figura de River, que tapó varias pelotas de gol. El arquero hizo lo que pudo, pero no le alcanzó para evitar el gol de Alejandro Silva, que aprovechó un rebote para estampar el 1-0 y darle desde entonces el control al “Granate”.

Y es que, desde entonces, fue prácticamente todo de Lanús. Sin capacidad de reacción, River fue cayendo en la trampa y se perdió en una laguna de imprecisiones. Realmente preocupante la imagen del “Millonario”, que sigue mostrándose mucho más endeble cuando juega en terreno ajeno y despeñandose en una tabla de posiciones que lo tiene más cerca del fondo que del techo: quedó a 19 puntos de Boca y 11 por encima de Arsenal, el peor de todos. Un presente para el olvido.

Comentarios