Se iría la mitad del fuero en lo Contencioso Administrativo

12 Feb 2018

El inicio del trámite jubilatorio no implica una vacante judicial inminente ni mucho menos. Pero sí permite conjeturar que el hueco está más cerca de producirse. En la Cámara en lo Contencioso Administrativo, el órgano que interviene en los juicios que involucran al Estado, las acefalías afectarían a la mitad de los cargos del tribunal, que dispone de tres salas con dos miembros cada una. La primera “baja” por motivos previsionales ya es una realidad: en el último trimestre del año pasado se jubiló Salvador Ruiz, histórico miembro de la Sala I. Idéntico camino seguirían su ex par Horacio Castellanos y Rodolfo Novillo, vocal de la Sala II, según el listado de magistrados con intenciones de pasar al sector pasivo que elaboró la Corte Suprema de Justicia de Tucumán.

La posible partida de los jueces administrativistas es monitoreada con interés por el oficialismo, por las implicancias que estos magistrados tienen para la vida de las instituciones locales. Al respecto, basta con recordar que Novillo, por ejemplo, emitió al menos tres de las sentencias que anularon institutos incorporados a la Constitución de Tucumán por la Convención Constituyente de 2006. Este juez asimismo integra el tribunal -junto a Carlos Giovanniello- que maneja dos de los juicios abiertos en 2016 tras la investigación periodística que reveló la existencia de valijas cargadas con dinero en efectivo para gastos sociales legislativos. Ruiz, por su parte y junto a Ebe López Piossek, de la Sala III, anuló las elecciones controvertidas de 2015.

Comentarios