El Gobierno liquida la Lotería porque no cubría sus costos

Según el Poder Ejecutivo, el mantenimiento del órgano afectaba a los más pobres.

03 Feb 2018
1

SEDE DE LA LOTERÍA NACIONAL. Fachada del organismo estatal creado en los años 70 que administraba el Prode y “La Grande de la Nacional”.

BUENOS AIRES.- El Poder Ejecutivo dispuso la liquidación de la Lotería Nacional Sociedad del Estado mediante el Decreto 95/2018 publicado ayer en el Boletín Oficial. Esta medida, en los hechos, dejó sin efecto el Concurso de Pronósticos Deportivos (Prode) y el billete impreso “La Grande de la Nacional”. El Gobierno del presidente Mauricio Macri argumentó que cerró la institución estatal dedicada al juego de azar porque sus ingresos no permiten generar los fondos necesarios para solventar las erogaciones que demanda su estructura y funcionamiento. “Los estados contables de la sociedad revelan que se encuentra comprometido el principio de empresa en marcha lo cual resulta susceptible de corroboración a través del examen de su situación patrimonial y financiera, y la verificación de los informes de los órganos de contralor tanto interno como externo”, agregó. Según la Casa Rosada, este desequilibrio -que debe ser cubierto con fondos públicos- perjudica a los sectores más vulnerables.

La Lotería funcionaba en la órbita del Ministerio de Desarrollo Social de la Nación que encabeza la ministra Carolina Stanley, que quedó facultada para designar un interventor-liquidador con atribuciones para “reorganizar la fuerza laboral” y desarrollar los actos de disolución. El Poder Ejecutivo observó que esa cartera había recomendado la supresión de la Lotería dado que su continuidad en las condiciones actuales de desenvolvimiento implicaría trasladar una situación de quebranto al erario. Esto significaría, según la Casa Rosada, afectar el objetivo de proveer recursos para el financiamiento de programas de asistencia social hacia los sectores más carenciados. La medida está en línea con el objetivo del Presidente de bajar el gasto público.

El Poder Ejecutivo recordó que el organismo dado de baja sólo administraba el billete impreso “La Grande de la Nacional” y el Prode, y que se encargaba de fiscalizar las promociones en los medios de comunicación masiva que supongan la intervención del azar, así como las atribuciones vinculadas al contralor de las rifas y colectas.“No existen razones jurídicas ni resulta oportuno mantener en vigencia los juegos que explota la Lotería”, manifestó.

El Poder Ejecutivo añadió una razón de técnica jurídica: alegó que la regulación y explotación de los juegos de azar no tiene carácter federal, por lo que carece de un ámbito territorial y jurisdiccional propio donde llevar adelante su cometido, por lo que pierde todo sentido la continuidad de la Lotería bajo la forma societaria. “Según lo establecido en la Constitución Nacional, el poder de policía en la materia es de carácter local. Los estados provinciales y la Ciudad Autónoma de Buenos Aires tienen plena jurisdicción y competencia sobre esta”, expresa la decisión. El año pasado, el Gobierno de Macri concretó la transferencia de un conjunto de juegos (Loto, La Quiniela, La Solideria, entre otros) a la Lotería de la Ciudad de Buenos Aires.

El decreto publicado ayer lleva la firma de todos los ministros del Gobierno Nacional, y dispone otras modificaciones en los ministerios de Interior, Obras Públicas y Vivienda y Desarrollo Social, en el Servicio Nacional de Rehabilitación y en la Carta Orgánica del Banco de la Nación Argentina.

Nació en los 70

El Prode nació el 5 de noviembre de 1971 por medio de un decreto del presidente de facto Alejandro Agustín Lanusse y fue impulsado por el entonces ministro de Bienestar Social, Francisco Manrique, con el objetivo de obtener recursos para fomentar el deporte. La primera jugada tuvo lugar el 27 de febrero de 1972: el partido de fútbol computado dio como resultado la victoria de Estudiantes de La Plata por 2-0 contra Atlanta. El Prode tuvo una periodicidad semanal hasta que se dejó de sortear a principios de 1998. En el año 2000 se reflotó sin alcanzar la popularidad que tuvo en su primera etapa. (Télam-Especial)

El Banco Nación pierde a dos de sus directores

El mismo Decreto 95/2018 que ordenó la liquidación de la Lotería Nacional redujo el número de miembros del Directorio del Banco de la Nación Argentina. La institución financiera pasará a tener dos directores menos: es decir, el cuerpo se integrará con ocho miembros. Este recorte librará al macrismo de la necesidad de reemplazar a Mariana Triaca, quien renunció al Directorio por ser hermana del ministro de Trabajo, Jorge Triaca.

Comentarios