Como evitar el fraude en las compras con teléfonos móviles

El cambio regular de clave es importante.

17 Ene 2018
1

CRECIMIENTO. Las compras a través del celular ya superan a las de la PC. mundotkm.com

De Mauricio Sepúlveda, de Paypal Hispanoamérica para Télam.-

El teléfono móvil es una parte esencial de nuestras vidas hasta tal nivel que basta reflexionar sobre cómo reaccionamos y qué hacemos si nos percatamos de que lo hemos olvidado en nuestra casa u oficina.

Ya sea para entretenimiento o para hacer compras online, su utilización continúa en un vertiginoso crecimiento que nos lleva a pasar, en promedio, casi tres horas diarias navegando en Internet, cuando en el 2015 el promedio era de dos horas con veinte minutos, según el estudio The Future of Retail 2018 de BI Intelligence. Por lo anterior, no debe sorprender que ese estudio concluya que el e-ommerce, o comercio móvil, alcance la cifra de $ 108 billones de dólares, $ 53 billones más que en el 2015.

Ello nos lleva a un aspecto de medular importancia, tanto para los usuarios de celulares como para los comerciantes que integran el e-commerce. Se trata de la seguridad y fortaleza de la clave de acceso y el nombre de usuario.

El consenso entre los expertos en seguridad cibernética es que precisamente el teléfono móvil es una de las plataformas más propensa a ataques fraudulentos de piratas cibernéticos, que pueden poner en riesgo los datos personales. En países con un consumo tecnológico acelerado, el fraude en teléfonos móviles será aún más grande. Y el consejo es el mismo para todos, es básico tener un protocolo de autenticación sólida, es decir, un nombre de usuario y una clave de acceso fuertes.

¿Nada muy difícil, verdad? Lo cierto es que por más sencillo que consideremos esa medida de seguridad, es lo más difícil que le resulta implantar a los dueños de teléfonos y en general a los cibernautas. ¿Es usted de los que usan la misma clave de acceso para varios comercios electrónicos? Si su respuesta es sí, entonces usted es una víctima potencial de fraude, de robo de identidad, correos electrónicos engañosos y aplicaciones cuyo objetivo es dañar el celular.

Lo ideal es que la clave de acceso o password sea cambiada cada cuatro meses. No es paranoia, al contrario, es precaución. El siguiente dato lo sustenta: el robo de identidad constituye el 65% de todas las incursiones realizadas por los piratas cibernéticos.

Problema global

Este peligro real y latente no es exclusivo de los dueños de teléfonos, sino también del e-commerce en general, debido al uso cada vez más frecuente de los móviles para realizar compras y pagos. Los comerciantes arriesgan si no adoptan medidas de seguridad que los proteja a ellos y a sus clientes del fraude en las transacciones a través del teléfono móvil.

También es indispensable programar pruebas para medir la vulnerabilidad del sistema de seguridad, limitar los permisos de acceso al sistema de la empresa y contratar un especialista en seguridad cibernética para monitorear el sistema. Si extrapolamos lo anterior a nivel de países, podemos afirmar que esos pasos apenas comienzan a darse en gran parte de Latinoamérica, siendo México, Brasil, Colombia, Argentina y Chile los que reflejan mayor compromiso.

El comprador que prefiere usar el móvil es más joven y dinámico, y aunque ciertamente es un reto lograr cautivar la atención en una pantalla diminuta, solo basta tener presente que la expectativa para el 2017 era que dos billones de usuarios de celulares realicen al menos una compra, y que el teléfono ya superó a la PC de escritorio en cuanto a volumen de transacciones online.

En Esta Nota

Notas de opinión
Comentarios