La ONU opera para que Trump cambie su postura en Jerusalén

El Consejo de Seguridad votará que no se reconozca a la ciudad como capital israelí. El proyecto de resolución pide el retiro de la declaración de Estados Unidos. Las presiones de los países árabes

18 Dic 2017
1

RECLAMOS. La decisión de cambiar el estatus de Jerusalén desató protestas en Palestina y en el mundo. reuter

NACIONES UNIDAS.- El Consejo de Seguridad de Naciones Unidas tiene previsto votar hoy un proyecto de resolución que pide el retiro de la decisión del presidente estadounidense Donald Trump de reconocer a Jerusalén como la capital de Israel, dijeron diplomáticos, una medida que probablemente enfrente el veto de Washington.

El texto de una página, redactado por la delegación egipcia, no menciona específicamente a Estados Unidos o Trump.

Los diplomáticos dicen que tiene un amplio respaldo entre los 15 miembros del consejo y que, a pesar de que difícilmente sea adoptado, la votación aislaría aún más a Trump en el tema.

Para ser aprobada, una resolución de este tipo necesita nueve votos a favor y no debe recibir vetos por parte de los países que tienen un asiento permanente en el Consejo de Seguridad, que son Estados Unidos, Francia, Gran Bretaña, Rusia o China.

Trump abruptamente revirtió décadas de política estadounidense este mes al reconocer a Jerusalén como capital israelí. El mandatario también planea mudar la embajada estadounidense a Jerusalén desde Tel Aviv.

La embajadora estadounidense ante la ONU, Nikki Haley, ha elogiado repetidamente la decisión de Trump como un acto “justo y correcto”. Ministros árabes de relaciones exteriores ya habían anticipado su acuerdo para apelar al Consejo de Seguridad de la ONU sobre la cuestión, profundamente sensible en Medio Oriente.

El texto “lamenta profundamente las decisiones recientes concernientes al estatus de Jerusalén”. Afirma que “cualquier decisión y acción que pretendan haber alterado el carácter, estatus o la composición demográfica de la Ciudad Santa de Jerusalén, no tendrán efectos legales, son nulas y deben ser rescindidas en cumplimiento de las resoluciones relevantes del Consejo de Seguridad”.

El proyecto también pide a todos los países que se abstengan de establecer misiones diplomáticas en Jerusalén. Israel considera a la ciudad como su capital eterna e indivisible y quiere que todas las embajadas estén ubicadas allí.

La decisión de Trump desató la ira de los palestinos, que ya llevan dos semanas de rebelión. El sábado a la noche, dos cohetes disparados desde la Franja de Gaza cayeron sobre Israel. Aunque no hubo heridos, los misiles, que cayeron sobre las comunidades de Nativ Hasarah y Yad Mordecai, cerca de la Franja de Gaza, causaron pánico en la población.

Más de una decena de cohetes han sido disparados desde Gaza, controlada por el movimiento radical palestino Hamas, desde que Trump reconoció a Jerusalén, llamó a una nueva Intifada (”levantamiento palestino”). (Reuters-DPA)

Comentarios