Lola Mora en el foco

Su boceto de las “Patricias Argentinas”

16 Dic 2017
1

LOLA MORA. Encantada, la escultora posa sentada en la base de su monumento a Alberdi. El fotógrafo la captó en Tucumán, en 1904.

El doctor Adolfo Pedro Carranza, fundador del Museo Histórico Nacional, era considerado la máxima autoridad en materia de monumentos relativos al pasado argentino. Su opinión tenía carácter de decisiva en esta clase de asuntos, y la escultora tucumana Lola Mora fue también sometida a su ojo crítico.

Así lo consigna la carta que doña Andrea Ruiz Huidobro y doña Elena de Oro, presidenta y secretaria, respectivamente, de la Comisión pro Monumento a las Patricias Argentinas, dirigieron a Carranza el 11 de marzo de 1907. Empezaban requiriéndole “un nuevo favor de sus reconocidos patriotismo y gentileza”. Consistía ese favor, detallaban, “en que usted se sirva visitar el taller de la escultora Lola Mora, Rivadavia 1836 (Buenos Aires), a la hora en que le sea a usted cómoda, con objeto de ver el boceto del Monumento a las Patricias Argentinas, obra con que esta Comisión desea conmemorar el centenario de nuestra emancipación política, y que ha sido encomendada a dicha escultora”.

Agregaban que “como complemento de su amabilidad, le rogamos nos dé por escrito su opinión acerca del boceto indicado, si a su entender responde o no a la verdad histórica; opinión autorizada que publicaremos, como la de algunos otros señores a quienes consultamos para dicho objeto, y que nos orientarán en nuestro propósito”. Quedaban esperando “la respuesta con que usted nos favorezca, hasta el 25 del corriente mes”, y confiaban en que “se servirá complacernos y obligarnos de esta manera”.

Como se advierte, a pesar de sus señalados éxitos (la “Fuente de las Nereidas”, “La Libertad”, el “Alberdi”) Lola Mora nunca se libraba de rendir examen. Aun cuando el trabajo ya estaba encargado, las clientas seguían albergando dudas.

Comentarios