Un hombre volvió a robar una heladería, pero terminó hospitalizado

Los empleados y los vecinos persiguieron al ladrón tras el atraco.

18 Nov 2017
1

VARIAS SITUACIONES. En el local reconocieron al supuesto delincuente. la gaceta / foto de diego aráoz

N. B. sospechó de esa persona ni bien puso un pie en la heladería. El empleado no lo conocía, pero se dio cuenta de que se trataba de la misma persona que había atacado al local de avenida Alem y pasaje Ambrosio Nougués, al menos, dos veces antes. En ese momento, el empleado hizo todas las señales posibles para alertar a sus compañeros, en particular, al encargado de administrar la caja de cuentas. Aunque el tiempo no le alcanzó.

El asaltante ingresó a la heladería el lunes, alrededor de las 23.30, y amenazó a empleados y clientes con que sacaría un cuchillo de su cintura. Así, pudo sustraer de la caja más de $ 2.500; salió raudamente del negocio y subió a un taxi que lo esperaba en la misma esquina.

Pero N. y el encargado subieron a una moto y persiguieron al vehículo varias cuadras hasta llegar a la esquina de calle Rondeau y avenida Alem. En esa intersección lograron alcanzar al supuesto asaltante.

Pero el sujeto salió del taxi y se dio a la fuga, dirigiéndose hacia el club Central Córdoba. Otra vez N. y su compañero lo interceptaron, mientras varias personas tomaban parte de la pesquisa. Todos ellos “redujeron y golpearon” al sospechoso, según confirmaron fuentes policiales.

Ante la demora de la ambulancia, el muchacho fue trasladado en un móvil de la Policía hacia el Hospital Padilla para las curaciones.

“Hay varios robos por esta zona siempre. Eso genera malestar entre los vecinos y en los comercios. Por eso reaccionamos de esa manera”, comentó N.

En Esta Nota

Inseguridad
Comentarios