Panorama Tucumano en Chasquivil: las prácticas ancestrales siguen vigentes

Agentes sanitarios y enfermeras continúan utilizando hierbas medicinales.

16 Nov 2017
1

- BERTA GUTIÉRREZ. Fue la primera enfermera de Chasquivil.

“La medicina ancestral sigue estando presente”. La afirmación pertenece a Fernando Olivar, uno de los agentes sanitarios de Chasquivil. En diversos pueblos de alta montaña, los habitantes suelen utilizar distintas hierbas para tratar de sanar algunas dolencias.

Los propios trabajadores de la salud destacan las propiedades de algunas de estas hierbas. “Si tenemos algún chico con mucha tos y no hay antibióticos, se les dan estas hierbitas que sabemos que sí hacen efecto, porque muchas veces los usamos en nuestros propios hijos”, contó Rita Ayala, una de las enfermeras de Chasquivil. “Se usan mucho plantas como antiespasmódicos”, precisó Cristina Ayala, otra de las enfermeras. “Aquí la mayoría de la gente las usa, hasta nosotras, y el doctor también”, afirmó.

“Hacemos hincapié en que la comunidad entienda que uno puede respetar sus creencias, o incluso practicarlas también, pero que quede claro que una cosa no reemplaza la otra”, explicó Carlos Rodríguez, el médico a cargo del CAPS de Chasquivil. “Transmitimos que la consulta al médico es importante. Que las indicaciones que uno les da, traten de ponerlas en práctica y que, si van a utilizar alguna medicina alternativa, también tengan la confianza de contárselo al médico para que uno pueda detectar y actuar ante algún efecto colateral”, relató.

Los tipos de plantas

Según el testimonio de los vecinos, algunas de las hierbas más utilizadas son la ortiga, la verbena y el arcayuyo. “La ortiga es para los huesos. Esa plantita dicen que uno la hierve y se lava los pies y fortalece los huesos”, dijo el agente sanitario Amadeo Pistán.

“Aquí muchas veces la gente se golpea, andando a caballo o trabajando, y hay un yuyo que se llama verbena. Lo toman porque sería una ayuda para curar las heridas internas”, añadió Fernando. El arcayuyo, por su parte, es utilizado para tratar de combatir las molestias estomacales.

Pese a que hasta los trabajadores de la salud utilizan este tipo de hierbas, ellos enseñan a sus vecinos que nada puede reemplazar el tratamiento médico impartido por profesionales. “Capaz que antes había más mortandad y no se pudo ni saber lo que tenían, porque no se hicieron ningún estudio. Entonces hasta que bajan (a la ciudad) los vamos manteniendo a veces con un yuyito, pero tratamos de que bajen urgente”, explicó Fernando. “Las hierbas medicinales no son como la medicina actual, no se compara un Ibuprofeno con una plantita natural”, aclaró Amadeo.

> La primera enfermera de Chasquivil

Berta Gutiérrez fue la primera enfermera del pueblo cuando comenzó su labor, hace más de 20 años. “Para mi era duro porque trabajaba solita. Visitaba casas que eran muy lejos”, recordó. Durante años, fue la única persona a cargo de la salud de los habitantes de Chasquivil, y sólo contaba con la ayuda de un médico con el que se comunicaba por radio. 

Comentarios