“El transportista tiene renta nula”

Los dirigentes dicen que el Estado debe bajar los costos para la actividad de carga.

30 Jul 2017
1

EN LA GACETA. Díaz Gil, Gargiulo y Casal trasladaron “el camión de los costos” para ejercer la actividad. la gaceta / foto de osvaldo ripoll

El ministro de Transporte, Guillermo Dietrich, lanzó la piedra. En la Sociedad Rural dijo ayer que la Argentina “compite con el flete interno de Brasil, Australia, Canadá y Estados Unidos”. Y remarcó que “si un camión es más caro en nuestro país perdemos en competitividad”.

“En la actualidad los fletes internos son más caros que los externos a nivel mundial”, acotó.

Sin embargo, otra es la visión de los transportistas. La Asociación de Transporte de Carga de Tucumán (ATC) expresó su preocupación por la situación que atraviesa el sector en un contexto de continuo aumento de costos y elevada carga tributaria poniendo en peligro los puestos de trabajos.

“Tampoco queremos sumarnos al círculo vicioso de aumentar nuestros precios, a pesar de que el Transporte de Carga se encuentra en estado de emergencia, poniendo en peligro los puestos de trabajo que la actividad genera”, indicó el presidente de la ATC, Roberto Casal. El dirigente junto con el secretario Daniel Gargiulo y con el tesorero de la entidad, Jorge Díaz Gil, visitaron LA GACETA con el fin de exponer la pérdida de rentabilidad que vienen soportando las empresas, debido al aumento de los costos y la baja actividad económica.

Desde la ATC indicaron que existe la conciencia de que hay que poner punto final a la continua corrección de precios ya que no contribuye a la anhelada estabilidad económica. “El transporte de cargas es una pata indispensable en el movimiento de la economía, ya que cualquier modificación de precios impacta inmediatamente en la economía de la provincia y del país”, indicó Gargiulo. “El Estado debe intervenir, contribuyendo a la estabilidad de los precios de los productos transportados, para que estos no incidan en la inflación sumada a la recesión que se vive”, agregó.

La Asociación de Transporte de Carga de Tucumán además pide un rol más protagónico en la búsqueda de soluciones para el sector. “Queremos sentarnos en una Mesa para acordar soluciones, no en exclusividad para el sector, que contemplen a todos los factores que contribuyen a la formación de precios. Tenemos una agenda de propuestas y la queremos plantear”, indicó por su parte Díaz Gil.

Las cifras

Los directivos explicaron, a través de un camión de larga distancia, cómo es la distribución de los costos del sector para larga distancia. Por caso, señalaron que los impuestos representan casi el 36%, mientras que el combustible sólo la mitad del total de costos.

El sector de transporte de cargas, sólo en Tucumán, brinda trabajo a más de 10.000 personas de manera directa. Y se calcula que genera cinco puestos de trabajo por cada camión entre talleres mecánicos, gomerías, lonerías, lavaderos, estaciones de servicios, etc. “Si pensamos que el 95% de los productos que consumimos en algún momento pasó por un camión, nos damos cuenta de la importancia de la actividad”, argumentó Casal. “Desde 2013 la actividad viene perdiendo rentabilidad por el aumento de la presión tributaria y por la caída de la actividad económica. Estamos trabajando con rentabilidad mínima, nula o a quebranto”, argumentan desde la ATC.

Comentarios