Con UVI se financiaría hasta el 75% del valor de la casa

Según los corredores, el sistema reactivará el mercado inmobiliario de la provincia. Dos de los seis bancos inscriptos en el régimen atienden la demanda de clientes. El Tucumán dice que ya puede gestionarse.

12 Abr 2016
1

LEYENDA. dfasdf asdfasdas fasdf asdf asdfasdfasdfasdfasdfa sdfasdfafa télam (archivo)

La nueva línea de créditos hipotecarios, que presentó el Gobierno nacional, y cuyas cuotas se ajustan cada mes al ritmo de la inflación mediante el índice denominado Unidad de Viviendas (UVI), está disponible desde ayer en la provincia. El Banco Tucumán Grupo Macro informó que el esquema para financiar la compra de propiedades puede gestionarse en las sucursales de la entidad crediticia. El Banco Hipotecario Nacional aún no definió la política crediticia de la nueva línea de préstamos para la vivienda lanzados por el Banco Central, pero igualmente ayer comenzó a atender al público interesado en conocer detalles sobre los requisitos necesarios, consignó la agencia Télam.

Mediante un comunicado, Banco Tucumán detalló que, en función de la normativa “A 5945” del Banco Central (BCRA), el monto máximo al que se podrá acceder para adquirir una vivienda, según los ingresos del solicitante, es de $ 1 millón, mientras que el plazo máximo para devolver el préstamo es de 15 años. Además, la entidad remarcó que se podrá financiar hasta el 75% del valor de tasación de la propiedad, a una Tasa Nominal Anual (TNA) fija y del 5,5%. El valor de las cuotas del préstamo se actualizará, cada día, en la página oficial del BCRA, en virtud de la variación del Coeficiente de Estabilización de Referencia (CER), que mide la evolución del costo de vida.

El titular del Colegio de Corredores Inmobiliarios de Tucumán, Fernando Guzmán, confió en que los crédito UVI ayudarán a recuperar el ritmo de operaciones del sector inmobiliario. Además, consideró que, cuando se pongan en marcha, permitirán que las familias puedan acceder a una vivienda. Acerca del efecto que tendrá la inflación en el nivel de las cuotas de los préstamos, el directivo afirmó que la expectativa del sector inmobiliario es que los ingresos de los solicitantes también se actualicen en sintonía con la inflación para poder afrontar los pagos.

“El sistema funciona muy bien en países como Chile. Así como aumenta el valor de la UVI (que se ajustará en función de la inflación y que repercutirá en las cuotas de los créditos) también se incrementan los sueldos. Seguramente habrá períodos como el actual, en el que las paritarias todavía no terminaron de alcanzar a los ingresos. Por eso pasarán algunos meses hasta que se acomoden”, analizó Guzmán.

Aunque se mostró optimista con la implementación del nuevo esquema de préstamos hipotecarios, admitió que su puesta en marcha coincide con un momento de la economía, en el cual los precios relativos aún están inestables. “El esquema de las UVI prevé que los ingresos vayan de la mano con las cuotas bancarias”, observó. Además, Guzmán destacó que el nuevo sistema de préstamos para viviendas permite ahorrar en UVI, mediante un depósito bancario, hasta que se estabilicen la inflación y los sueldos. “Por ejemplo, un matrimonio puede empezar ahora a ahorrar en UVI y, a fin de año, retirar el dinero para estudiar la posibilidad de una operación inmobiliaria”, señaló.

Consultado sobre las posibilidades concretas de los asalariados tucumanos de acceder a un crédito UVI, Guzmán reconoció que en otras zonas del país, como Buenos Aires, los niveles de ingresos son más altos que los de Tucumán. Sin embargo, advirtió que los precios de las viviendas en la provincia son más bajos que en otras áreas del país. “En el mercado local hay propiedades desde $ 800.000, ubicadas en las afueras de la capital. Con el nuevo sistema de créditos hipotecarios, un matrimonio puede acceder a una propiedad”, consideró. Por último, el directivo proyectó, para el mediano plazo, un escenario positivo para el sector inmobliario, a partir de las correcciones económicas que puso en marcha el Gobierno nacional, desde que asumió el presidente Mauricio Macri. “Las políticas para estimular al campo, las mejoras en el Impuesto a las Ganancias y el impacto que tendrán las paritarias en los ingresos ayudarán a reactivar los negocios inmobiliarios que, en los últimos años, resultaron muy perjudicados”, concluyó.

Según el titular de la Cámara Inmobiliaria Bonaerense, Marcelo Babenco, “la contra del nuevo crédito hipotecario es la inflación”, en alusión a la nueva línea de préstamos indexados para la vivienda.

Comentarios