Un homenaje frenético, al mejor estilo de Paul Walker

Con el estreno de “Rápidos y furiosos 7”, la saga de las carreras clandestinas se despide del infortunado actor, que murió en un choque

PARA EL RECUERDO. Paul Walker y Vin Diesel, en una de las pocas escenas tranquilas de la película.   PARA EL RECUERDO. Paul Walker y Vin Diesel, en una de las pocas escenas tranquilas de la película.
01 Abril 2015
El 30 de noviembre de 2013 Paul Walker viajaba como acompañante en un Porsche que se despistó, chocó contra un poste y se incendió en Santa Clarita, Los Ángeles. Desgraciadamente no se trataba del rodaje de “Rápidos y furiosos 7” ni de una estrategia publicitaria, sino de la más triste realidad.

Luego de la conmoción por su muerte, el lanzamiento de la séptima película de las famosas carreras clandestinas de autos debió aplazarse. La filmación fue suspendida mientras el director y los productores pensaban en un plan B para concluir la película, ya que Walker no había terminado de grabar la mitad del filme. En abril de 2014 se retomó el rodaje y se terminó en julio.

Para poder cerrar la película sin Paul Walker, Universal Pictures recurrió a los hermanos del actor -Cody y Caleb Walker- y a los avances digitales, según publicó The Hollywood Reporter.

Otra vez en carrera
De nuevo los problemas persiguen al equipo rápido y furioso, y no consiguen librarse de la mancha de criminales de su ficha. El pasado de larga trayectoria en las carreras ilegales cuenta y deberán hacer frente a las circunstancias de la única forma que saben.

Cuando los pongan entre la espada y la pared idearán un plan para escapar del peligro, en una trepidante carrera por salvar la vida y limpiar su reputación. Tras haber derrotado a Owen Shaw, Dominic Toretto (Vin Diesel), Brian O’Conner (Paul Walker) y el resto del equipo regresan a EEUU para llevar una vida normal, como siempre habían querido. Pero Ian Shaw, el hermano mayor de Owen, Deckard Shaw (Jason Statham), está en busca de Toretto para cobrar venganza por la muerte de su hermano, situación que pone en peligro a todo el equipo.

El guión es de Chris Morgan. Dirige James Wan, un afamado director malayo que se ha hecho popular en el mundo entero gracias al terror y al suspenso. Empezó con “Stygian” (2000), y luego dirigió “Saw”, “Dead Silence” y “Death Sentence”, “Insidious”, “The Conjuring” e “Insidious: Chapter 2” (2013), grandes éxitos de taquilla que recibieron premios y nominaciones en diferentes festivales.

Comentarios