Desde el Gobierno califican al juez Bonadio de “pistolero” - LA GACETA Tucumán

Desde el Gobierno califican al juez Bonadio de “pistolero”

El viceministro de Justicia dijo que el magistrado extorsiona con las causas que investiga Julián Álvarez señaló al juez como integrante de la famosa “servilleta”. Acusó a “Clarín y a “La Nación” de proteger al magistrado

26 Nov 2014
BUENOS AIRES.- El secretario de Justicia, Julián Álvarez, calificó de “pistolero” al juez federal Claudio Bonadio, quien investiga a la empresa Hotesur, de la presidenta, Cristina Fernández, y advirtió que “utiliza las causas como si utilizara las Glock (una marca de pistola automática)”.

“Es un caso paradigmático. Es el juez de la servilleta, un juez que es un pistolero. Cuando asumí fui a presentarme ante todos los jueces y al entrar al despacho de Bonadio me sorprendí. Tenía un cartel en su escritorio que decía ‘todo pasa, todo llega, todo vuelve’. Ese concepto, esa metáfora que tiene Bonadio no es la que tiene que tener un juez federal, es la metáfora de un pistolero”, planteó Álvarez.

En declaraciones a la FM Rock and Pop añadió que “es un tipo al que le gustan las armas, que tiene una Glock en su casa”, y cuando se le preguntó si quería decir que Bonadio “utiliza las causas como si utilizara las Glock”, contestó: “exactamente. Sí. Es un buen título. Extorsiona con sus causas. Es concreto. Lo sabemos todos, pero es difícil animarse a decirlo. Este tipo de jueces acumularon mucho poder y nadie se les anima”.

El lunes último, además de cargar contra el magistrado, Álvarez había minimizado que la firma Hotesur no presente balances desde hace tres años, aunque prometió que se la multará con $ 3.000. Ayer, el funcionario renovó las críticas contra el juez: “Es sistemático, un hecho concreto. Cada vez que había un expediente relacionado con Bonadio (en el Consejo de la Magistratura), en el mismo día, o en la misma tarde, tomaba una medida en contra del Gobierno”.

Tras volver a considerar “extorsionadora” la actitud del juez ante el Gobierno, Álvarez afirmó que “Bonadio podía allanar la sede administrativa (de Hotesur), en Santa Cruz, pero allanó el domicilio constituido (en esta Capital)”. El viceministro rechazó, además, que haya una embestida contra el juez por sus investigaciones: “yo envié a juicio al juez Axel López y se puede decir que ideológicamente es afín al Gobierno”. “Ariel Lijo procesó al vicepresidente de la Nación y no tiene ninguna causa en el Consejo de la Magistratura. Bonadio tiene nueve causas, cinco muy graves. Está denunciado no por Julián Álvarez ni por un diputado o senador del Frente para la Victoria, sino por los propios tribunales superiores”, aseveró.

En ese marco, vinculó las diferencias con la Justicia a los cambios que impulsa el Gobierno en torno al Código Procesal Penal, y aseguró que ciertos jueces están “acostumbrados a ser los emperadores de su mundo”, categoría en la que dijo que incluye a Bonadio. “Si Clarín y La Nación logran purificar la figura de Bonadio, erigirlo como un santo, como un paladín de la Justicia, la democracia está en problemas”, agregó. Finalmente, Álvarez se preguntó “cuántos políticos se animarían a dar la discusión que está dando la Presidenta” sobre las atribuciones de jueces y fiscales en el Proyecto de Código Procesal Penal. (DyN)

Comentarios