Jóvenes apasionados por hurgar en los porqués - LA GACETA Tucumán

Jóvenes apasionados por hurgar en los porqués

Estudiantes secundarios de todo el país tuvieron la palabra en unas jornadas filosóficas organizadas por la UNT. Hablaron sobre la pasión .

18 Nov 2014
1

ENTORNO BUCÓLICO. Horco Molle fue el escenario ideal para la reflexión sobre temas tan diversos como la muerte, la pasión, la soledad y la sociedad. la gaceta / foto de inés quinteros orio

Los inspiran la soledad de un compañero, la muerte casi anunciada de un anciano, la pobreza, la belleza. Toda pasión los atraviesa. Y les molesta la pregunta sobre las críticas que reciben los adolescentes (o sea, ellos): su falta compromiso y su abundancia de desinterés; la mucha tecnología y las pocas relaciones humanas.

“Opino. Tengo opinión y se asombran cuando hablo de política. Nos creen incapaces o suponen que debemos tener cierta edad para formular opiniones”, sostiene “Somli”, seudónimo de una salteña de 14 años que participó de la décima edición de la Olimpíada de Filosofía de la República Argentina, organizada por la Facultad de Filosofía y Letras de la UNT.

Cada uno de los 150 estudiantes secundarios que debatieron la semana pasada en la residencia universitaria de Horco Molle usó seudónimo para presentar sus ensayos y debates filosóficos; era una de las condiciones para transparentar la selección de los mejores trabajos.

Este año, la temática fue “Filosofía y Pasión, Las razones del corazón”. Según los organizadores, al elegir el tema se buscó desmitificar la Filosofía concebida como un saber únicamente racional, que intenta despojarse de sentimientos, pasiones y sensibilidad. “Puedo salir a bailar y, a la vez, tener capacidad crítica. Estos espacios son la evidencia de que la juventud no es solo joda. Es crítica ¿Acaso por tener cierta edad no podemos hablar de cosas importantes?”, se pregunta “AAA”, de 18 y oriundo de la provincia de Buenos Aires, e inmediatamente, el estudiante explica que su nick estaba relacionado con los nombres de “urgencia” que se agendan en los celulares (“si ponés en tu agenda AAA , será el primer nombre que aparezca en la lista”, insiste, por las dudas).

“Gabo” y “Nano”, dos sanjuaninos de 13 años -los más benjamines-, lo miran atentos y dicen: “lo que más nos impresionó de este encuentro es el lenguaje y las palabras que usan los estudiantes más grandes”. Es la primera vez que participan de una Olimpíada como esta. De hecho, no tienen Filosofía en el colegio Monseñor José Américo Orzali, de la ciudad de San Juan, pero se animaron sumarse en el listado de aspirantes, en el que llegó a haber más de 10.000 inscriptos.

“La” pregunta
¿Está bien que los noticieros hagan una mediatización de la muerte? ¿Por qué no ayudar a reinsertarse en la sociedad a los indigentes? ¿Por qué es importante diferenciar “solo” de “soledad”? ¿Qué tiene de malo que Casey Wander diga qué le gusta del kirchnerismo? ¿Por qué a veces nos obligan a vivir sin pasión? Estas fueron algunos de los interrogantes que plantearon. Pero no fueron los únicos que enfrentaron: a la hora de la entrevista se hicieron las propias preguntas: “¿por qué me gusta la Filosofía? Porque me permite satisfacer mi curiosidad y encontrar respuestas. No sé si las encontré. Porque con la Filosofía siempre quedan incógnitas”, se responde AAA. Sus compañeros coinciden... y se enfrentan así a la esencia de la Filosofía.

Susana Maidana, representante legal de la Olimpíada, explicó que el objetivo es despertar en los jóvenes la pasión por el conocimiento; no viene a estudiar; no se busca talentos ni despertar vocaciones; cada uno construye su conocimiento y su proyecto de vida. “Esta edición me dejó la satisfacción de ver una adolescencia que no tiene una mirada ingenua; que cuestiona el mundo adulto y participa en él activamente”, destacó. Las respuestas de los chicos parecen autorizar a decir “misión cumplida”.

“AAA”
“Sustanciación emocional”

El estudiante del Colegio General San Martín plantea la muerte problematizándola en el presente y atravesándola por dos variables: el tiempo y el capitalismo. “Presento una teoría de que las personas se agudizan sentimentalmente cuando empiezan a tomar conciencia de la muerte. Ya piensan y viven de otra manera. ¿De dónde salió el tema? Me di cuenta, observando y charlando con mi abuelo, de que por su escasez del tiempo, él era más consciente de la muerte. El tema estaba a mi alcance y eso fue lo valioso”.

“Caiper”
“Si Kawatewa fuera fanático de Eruca Sativa”

El catamarqueño, de 17 años, del colegio Gustavo Levene, se inspiró para su ensayo en un cuento de Úrsula K. Le Guin, “El querastión”, y en las canciones de la banda cordobesa Eruca Sativa. “En el cuento se presenta una sociedad desapasionada, que cree que es un sacrilegio conservar la belleza. Me baso en el personaje principal, Kawatewa, que cree que es mejor quitarse la vida que perder la belleza, la pasión. Ante esto, me planteo: ¿somos capaces de apasionarnos tanto al punto de entregar la vida?”.

“Gabo” y “Nano”
“Vivir en sociedad”

Los chicos de 13 años del colegio Monseñor Orzali de San Juan presentaron el diálogo “Vivir en sociedad” como una charla entre amigos que se divide en dos partes: hablaron del hombre como un ser que vive en sociedad y luego plantearon cómo se van excluyendo a ciertas personas. “Creemos que sería bueno ayudar a los marginados de la sociedad. Y para ello habría que explicarles qué está bien y qué está mal, darles herramientas, un hogar. Se generó un debate muy interesante entre todos sobre qué es lo más adecuado hacer en estos casos”.

“Somli” y “[email protected]
“Solo o en Soledad”

Los estudiantes de 14 y 15 años del Colegio San José de la ciudad de Salta se plantearon: ¿puede el hombre vivir solo? Pero ante esto, decidieron que era bueno diferenciar soledad (“es un espacio que sirve para reflexionar”) de solo (“es aislarte totalmente de la sociedad, lo que consideramos como algo imposible”). “Tenemos compañeros del colegio que quieren estar solos y nosotros nos planteamos el porqué. También queremos llegar a la explicación de por qué la sociedad los excluye o es intolerante”.

Comentarios