Los iraquíes vuelven a sus casas y EEUU suma ayuda bélica

Países árabes respaldan la coalición global propuesta por Obama para destruir al ISIS Australia anunció el envío de unos 600 soldados y aviones. Retroceden las milicias terroristas del grupo Estado Islámico.

15 Sep 2014
1

PREPARAN SUS PERTENENCIAS. Un grupo de refugiados iraquíes en Baherka, se apresta para el regreso. reuters

BAGDAD.- Decenas de familias iraquíes que fueron expulsadas de la región de Haditha (oeste de Irak) por combatientes de la milicia terrorista Estado Islámico de Irak y Siria (ISIS) regresan a sus casas, informó ayer la página web de noticias independiente iraquí “Al Sumaria News”.

La información se remite a fuentes del Ministerio de Justicia. Según señaló, los últimos combatientes fueron expulsados el sábado de Haditha.

Tropas iraquíes comenzaron hace una semana a hacer retroceder a la milicia de Haditha. Estados Unidos respaldó el operativo, según señaló, con bombardeos desde el aire. Haditha está a 200 km. al oeste de Bagdad, en la provincia de Anbar. ISIS se asentó allí con el objetivo de conquistar un dique que se encuentra en las inmediaciones.

Precisamente, el presidente estadounidense, Barack Obama, expresó ayer, en nombre de su país, la condena del “atroz asesinato” del ciudadano británico David Haines por parte del grupo terrorista ISIS, en venganza por los bombardeos aéreos norteamericanos.

El jefe de la Casa Blanca ya había anunciado el miércoles pasado la intención de intensificar los bombardeos en Irak y en Siria, a fin de “debilitar y destruir esta amenaza (el Estado Islámico) para el pueblo de nuestros países, la región y el mundo”. Obama pidió también ayuda a otros países para conformar una coalición.

En este sentido, varios países árabes se han ofrecido para participar en los bombardeos aéreos contra Isis en Irak y en Siria, afirmaron funcionarios estadounidenses en París. Ese paso contrasta con el poco entusiasmo que los árabes han mostrado por el plan de Washington para acabar con el grupo terrorista. Sin embargo, ninguno de los funcionarios dio detalles de qué países se trataría.

Comunicado

Durante su escala en Arabia Saudí, el secretario de Estado de EEUU, John Kerry, logró el apoyo de ese país y otras nueve naciones árabes a la coalición global propuesta por Obama para hacer frente a ISIS. El comunicado, firmado por los saudíes y por Kuwait, Qatar, Bahréin, Emiratos Árabes Unidos, Omán, Egipto, Jordania, Líbano y el propio Irak, no concretaba el tipo de asistencia que cada uno brindaría.

Voceros de EEUU dejaron en claro que tienen una interpretación amplia respecto de la contribución a la campaña militar: desde el suministro de armas hasta cualquier tipo de entrenamiento, como el ofrecido por Riad para preparar a los insurgentes sirios moderados.

En este contexto, Australia anunció ayer que enviará 600 soldados y aviones a Cercano Oriente para combatir a la milicia terrorista de ISIS. Así lo informó en Darwin el primer ministro del país, Tony Abbott.

Remarcó que el Gobierno australiano decidió estacionar sus fuerzas en los Emiratos Árabes Unidos (EAU). El aporte australiano incluirá hasta ocho aviones de combate del tipo Super Hornet y otros, y un contingente de soldados de élite. Los primeros 200 militares partirán en breve. Australia ya tiene soldados estacionados en Dubai, desde donde se transportan armas a Irak. (DPA)

Comentarios