Según la oposición, el Gobierno minimiza lo dicho por la Iglesia - LA GACETA Tucumán

Según la oposición, el Gobierno minimiza lo dicho por la Iglesia

Scioli comparte la preocupación de los obispos sobre el avance de la droga en el país, pero advierte que se le pelea al narcotráfico

10 Nov 2013
1

BUENOS AIRES.- Diferentes sectores del arco político coincidieron ayer con la preocupación de la Iglesia sobre el avance del narcotráfico en Argentina como así también en el diagnóstico que alerta sobre la posibilidad de que el país enfrente una situación similar a la de México y Colombia.

El gobernador Daniel Scioli dijo compartir la preocupación de las autoridades eclesiásticas aunque se jactó de que "Buenos Aires se ha puesto a la vanguardia" en la lucha contra las drogas.

"Trabajos de investigaciones dicen que a partir de la lucha que le hemos dado y la persecución permanente a estos mafiosos y criminales y mercaderes de la muerte, que son los narcos, se han ido desplazando a otros lugares del país como pasó también en Latinoamérica", aseguró el mandatario provincial.

El ex jefe de la Secretaría de Inteligencia del Estado Miguel Angel Toma alertó que Argentina era "un paraíso del narcotráfico y territorio de repliegue de muchas familias" dedicadas al negocio de las drogas y reclamó "reconstruir la relación" de los organismos de seguridad locales con los del resto del mundo. Aseveró que la Argentina es "el tercer exportador de América Latina de droga, especialmente de cocaína, porque tiene la frontera como un colador".

El diputado radical Miguel Bazze advirtió que "es más que preocupante" la respuesta del Gobierno al minimizar la declaración de la Iglesia porque "demuestra que el Ejecutivo insiste en negar la realidad en lugar de trabajar para resolverla". Bazze, quien es vicepresidente de la Comisión de Seguridad Interior de Diputados, aventuró que en la Argentina se "avanzará inexorablemente en la cartelización y en el dominio absoluto de determinados territorios por parte de distintos grupos que en cada región, utilizando la violencia y el crimen, se convertirán de hecho en la autoridad a respetar por los habitantes".

A todo esto, el diputado bonaerense del FAP Juan Carlos Juárez calificó como "vergonzoso" que la Iglesia "deba pedirle al Gobierno que luche contra el narcotráfico" y remarcó que "el Ejecutivo nacional lleva más de diez meses sin nombrar al reemplazante de Rafael Bielsa al frente de la Sedronar", la Secretaría de Programación para la Prevención de la Drogadicción y la Lucha contra el Narcotráfico. Además, cuestionó la decisión de trasladar la Gendarmería al conurbano bonaerense porque "ha convertido a las fronteras en un colador" al tiempo que también exigió concretar el proceso de radarización de las fronteras. (DyN)

Comentarios