"Sánchez Tardán no debía estar en el procedimiento"

El presidente del Colegio de Abogados y el defensor de la letrada afirmaron que hubo otros responsables.

29 Oct 2013
1

INTERNADA. Sánchez Tardán está con custodia en el sanatorio.

La abogada Silvana Sánchez Tardán no tendría que haber estado en el trágico allanamiento en el que fueron asesinados el comisario Víctor Barraza y el prosecretario Manuel Uro. En eso coincidieron ayer el presidente del Colegio de Abogados Francisco García Posse y el defensor de la letrada, Daniel Villagra, en declaraciones a la prensa.

Sánchez Tardán se encuentra detenida en un sanatorio céntrico, acusada de haber obstruido el accionar de la Justicia. Concretamente, el fiscal Carlos Albaca la imputa por haber interferido cuando los policías trataron de reducir a Daniel Sirnio Romanazzi durante un forcejeo. El hombre aprovechó ese momento para buscar las armas con las que mató a Barraza y a Uro, y con las que luego se quitó la vida.

"Está en una crisis de nervios; ella vio todo y espero que esto se solucione. No podía intervenir en una situación así. Es muy confuso todo, pero lo lamentable son las muertes de estas personas intachables, extraordinariamente buenas, a quienes tuve la suerte de conocer", manifestó Villagra. "Lo que se ve es que hubo una falta de profesionalidad en otros niveles", agregó el abogado.

Explicación simplificada

García Posse, por su parte, comentó que esperarán a que avance la Justicia para determinar si a Sánchez Tardán le corresponde alguna sanción. "Lo que no me parece adecuado y razonable es la simplificación de lo que pasó. Sánchez Tardán ha sido incorporada a un procedimiento en el que no debía estar. Se sabía que se iba a realizar un allanamiento para buscar armas a una persona que estaba definida en una causa como presuntamente peligrosa. No me parece que sea una buena explicación decir que el grupo CERO se haya quedado afuera por un pedido de la abogada. Ella no tenía atribuciones para ordenar o disponer esas cosas", dijo.

El presidente del Colegio de Abogados afirmó que la autoridad policial debía velar por la seguridad del procedimiento. "¿Quién la dejó entrar?, ¿por orden de qué autoridad se retiró el grupo CERO? ¿quién dispuso que pudiera entrar un funcionario judicial y policial sin la debida protección? No sée qué pasó, la Policía y la Justicia tienen que investigar", comentó García Posse.

Fuentes judiciales indicaron que apenas los médicos diagnostiquen que la abogada se encuentra en condiciones de declarar, será trasladada a tribunales.

Comentarios