El regreso a Chile de Bachelet potencia la centroizquierda

06 Abr 2013
El regreso de Michelle Bachelet a Chile, donde la socialista aspira a un segundo período presidencial, potenció las cifras de apoyo a la oposición, que busca suceder en los comicios de este año al gobierno centroderechista del presidente Sebastián Piñera, según una encuesta. El estudio reveló también que Piñera mantiene un 38 % de apoyo ciudadano respecto del mes anterior, pero aumentó en tres puntos, hasta el 54 %, el rechazo a su persona. La oposición, que incluye a demócratacristianos, socialistas, comunistas y otros grupos políticos, subió diez puntos en un mes y llegó a 44 %, según la muestra que realiza mensualmente la firma Adimark, vinculada a la derecha. En junio próximo, Bachelet deberá medirse en elecciones primarias con otras candidaturas de la centroizquierda para designar al abanderado opositor que los representará en los comicios de noviembre. 

Un acuerdo entre pandillas de El Salvador para bajar la violencia

Las principales pandillas de El Salvador se comprometieron a iniciar un proceso para borrar los grafitis, que en realidad son códigos de identidad hechos con letras y números góticos, de todos los barrios y ciudades del territorio. Las declaraciones las hicieron los principales líderes de cinco pandillas, entre ellas la Mara Salvatrucha (MS-13); Barrio 18; Mirada Locos; Mao-Mao y la Mara Máquina, desde el penal de San Vicente, en el centro de El Salvador. Las pandillas o maras pactaron una tregua entre ellas para evitar asesinarse "en defensa de sus territorios". Y se comprometieron a no asesinar a personas extorsionadas que incumplieran con los pagos de "rentas o impuestos". Los efectos de la tregua, según datos oficiales, fue una caída de los homicidios, que bajaron de 15 a cinco diarios. El gobierno considera que el pandillerismo es el fenómeno central de la violencia en el país.

ALAN GARCÍA PODRÍA SER INHABILITADO PARA SER NUEVAMENTE CANDIDATO

El ex presidente de Perú, Alan García, investigado por el Congreso por hechos de corrupción y decisiones polémicas durante su último mandato, podría ser inhabilitado para desempeñar cargos públicos y, por lo tanto, para volver a postularse a la presidencia. García está imputado de haber indultado o conmutado penas a 5.500 personas, entre ellas a 400 condenados por narcotráfico, durante su último mandato (2006-2011). El jefe de la Comisión de Justicia del Congreso, Heriberto Benítez (partido Solidaridad Nacional), consideró esa posibilidad luego de que García declarara ante la comisión investigadora. Los legisladores creen que la concesión de tantas gracias presidenciales pudo haber sido consecuencias de sobornos, pero el dos veces presidente se siente perseguido políticamente.

Comentarios