El estadio Bicentenario brillará en el clásico entre Argentina y Brasil