De a poco, la plaza Independencia va cambiando su fisonomía