Sabina se recupera de una operación después de su caída

El cantante español no perdió la conciencia, a diferencia de Sergio Denis, que no se recupera.

14 Feb 2020
1

MAL PASO. Sabina cayó porque lo encandiló un reflector, según explicó. IMAGEN DE VIDEO

La caída de Joaquín Sabina el miércoles durante un concierto con Joan Manuel Serrat, en el WiZink Center de Madrid, desató una ola de mensajes desde las redes sociales, enviados por usuarios anónimos y otros conocidos, como el del presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, y del mundo de la música, como Alejandro Sanz, Malú, Pablo Alborán, y Marwan. Este último definió al cantautor como “patrimonio de la humanidad”.

Sabina, que ese día estaba celebrando su 71 cumpleaños, sufrió el accidente unos 30 minutos después de comenzar el recital. Estaba sobre el escenario pronunciando unas palabras para presentar la canción “Mediterráneo”, cuando tropezó y cayó al foso en la zona que separa el escenario del público. Inmediatamente fue atendido por personal médico y trasladadado hasta un centro hospitalario de Madrid. Pero antes volvió a salir al escenario, en silla de ruedas, para comunicar la suspensión del concierto. “Estas cosas sólo me pasan en Madrid, lo siento muchísimo, me he dado un golpe muy fuerte en el hombro”, explicó.

Una vez internado, los médicos detectaron que el golpe le había provocado un derrame cerebral que obligó a operarlo. Esto se suma a otro derrame cerebral que sufrió en 2001, parte del complicado historial de salud del artista.

Sabina se encuentra estable y permanece en la Unidad de Cuidados Intensivos del Hospital Ruber Internacional de Madrid, según informó un parte médico, donde se detalla que el artista presenta “traumatismo de hombro izquierdo, torácico y craneoencefálico” como consecuencia de la caída.

Sergio Denis, sin mejoría

El accidente de Sabina recuerda al que sufrió el cantante argentino Sergio Denis en el teatro Mercedes Sosa hace ya 11 meses. Pero la suerte de Denis fue mucho peor, dado que desde entonces no volvió a recuperar la conciencia y continúa internado en la clínica Alcla del barrio porteño de Belgrano, en estado delicado.

“Es lo mismo de todos los meses. Sergio no salió del estado que tiene desde que sucedió el accidente. No hay nada nuevo. Abre los ojos y nada más. No está conectado con la realidad y nadie sabe qué pasa dentro de su cerebro”, informó Carlos Hoffman, hermano del cantante, según una nota publicada por el diario Clarín.

Con respecto al tratamiento que el músico recibe en la clínica de rehabilitación neurológica, su hermano explicó que los médicos “hacen lo que está a su alcance para mantener sus músculos en funcionamiento” a través de determinado ejercicios.

“Pero no hay ninguna conexión de su cerebro con el mundo. Nos queda aceptar lo que está pasando y tener fe de que pueda suceder algo distinto”, expresó Carlos, quien al igual que Nora, su hermana, y sus sobrinos, están constantemente al lado del artista.

“Sergio está igual. No hay progresos significativos en su recuperación. Abre y cierra sus ojos y se pone molesto en ciertas ocasiones, lo que demuestra que tiene sensaciones. Pero no muestra una sintomatología progresiva”, remarcó Diego Colombo, apoderado, representante y amigo del cantautor.

Además, Colombo adelantó que los hijos de su cliente no iniciaron ningún tipo de acción legal contra el teatro Mercedes Sosa de Tucumán, donde ocurrió la terrible caída, aunque no descartan hacerlo a futuro. “Lo estamos hablando pero por el momento nada”, remarcó.

Comentarios