A 19 días del debut en el Mundial de Rugby: el primer rival es el reloj biológico

La escala en Australia será clave para la adaptación.

02 Sep 2019
1

FIERROS. El tucumano Ramiro Moyano en el gimnasio junto a Emiliano Boffelli. prensa uar

Lo dijo Matías Orlando durante sus últimas horas en suelo argentino: “esto arranca en Australia”. A lo que el concepcionense aludía con esto es a la entrada de Los Pumas en jurisdicción mundialista. Si bien el puntapié inicial será el viernes 20 en Tokio, en cierta forma la Copa del Mundo ya se está jugando: ya con sus 31 jugadores definidos, el plantel argentino llegó el sábado por la tarde a Sidney para continuar su preparación. La agenda en suelo australiano incluye un último amistoso preparatorio, el sábado contra el club Randwick, aunque lo cierto es que hay otro rival que debe enfrentar primero y que no figura en ningún itinerario: el cambio de horario.

Si bien los jugadores ya están bastante habituados a tener que reajustar el reloj biológico gracias a las constantes giras de Jaguares por Sudáfrica, Australia, Nueva Zelanda e incluso el propio Japón durante el Súper Rugby, las consecuencias del jet lag (fatiga, sensación de malestar, dificultad para concentrarse, entre otras) se hacen sentir en un plantel que arrastra una importante carga física a estas alturas del año. Por eso mismo, recién a partir de hoy comenzarán a elevar la intensidad en las instalaciones del Matraville Sports High School. Dado que Sidney tiene una diferencia de +13 horas con respecto a Argentina, la estadía de dos semanas será clave para habituarse al huso horario japonés, que es de exactamente 12 horas más que nuestro país. Los que sí deberán prepararse para los efectos del horario a trasmano son los aficionados argentinos que quieran ver los partidos del Mundial en vivo: todos los encuentros (televisados por las diferentes señales de ESPN) se jugarán entre las 1.45 y las 7.45 de nuestro país, así que habrá que programar las alarmas.

En el caso de Los Pumas, la buena noticia es que tres de los cuatro partidos de la fase clasificatoria se jugarán en la madrugada de un sábado: el debut contra Francia será el 21 a las 4.15; el 28 a las 1.45 lo harán con Tonga y el 5 de octubre con Inglaterra a las 5. Finalmente, cerrarán la fase contra EE.UU. el miércoles 9 a las 1.45.

Comentarios