Rugby: nuevo frente de tormenta

La URT cuestiona el nuevo reglamento impuesto por UAR.

07 Jun 2019
1

REFERENCIA. Bajo el nuevo reglamento, Tucumán perdería su influencia en el NOA.

Las diferentes Uniones provinciales estaban al tanto ya desde el año pasado que la Unión Argentina de Rugby se encontraba elaborando un nuevo Reglamento General de competencia. Sin embargo, el modelo final que recibieron el mes pasado para entrar en vigencia el 1 de junio (con un plazo de poco más de tres semanas para efectuar comentarios pertinentes), incluyó algunas disposiciones que cayeron como baldazo de agua helada en las oficinas de la Unión de Rugby de Tucumán, por entender que atentan contra su autonomía y avasallan facultades que le corresponden por estatuto.

“Los presidentes de los clubes pusieron el grito en el cielo cuando supieron de esto. Por eso, en reunión de Consejo Directivo, se decidió en forma unánime plantear una oposición formal a la aplicación del nuevo reglamento”, comentó el presidente de la URT, Marcelo Corbalán Costilla.

Son varios los artículos que en Tucumán consideran un atropello a su autonomía, pero la mayoría se refiere a lo mismo: la creación de una “Comisión Regional” integrada por los presidentes de las Uniones que componen la región, que según el artículo 66 tendrá por función designar presidentes y miembros de las comisiones que decida implementar para fiscalizar el torneo en el que intervengan esas Uniones (en el caso del NOA, el Regional). El punto que Tucumán encuentra inaceptable es que, en dicha Comisión Regional, los presidentes tendrán la misma cantidad de votos: uno cada uno.

“Con todo respeto, Tucumán no es igual que Salta, que Santiago o que Jujuy. La proporcionalidad de los votos debería ser en base a cantidad de jugadores inscriptos, de árbitros, de clubes. En estos 20 años que llevamos con el Regional, Tucumán arrancó con 11 clubes y ahora hay 11 más. Salta comenzó con cinco y aumentó uno, que es la fusión de dos clubes, Zenta y Tartagal. Santiago empezó con dos, y agregó sólo uno más, Santiago Rugby. Entonces, no se puede pretender que seamos iguales”, argumentó Corbalán Costilla.

De conformarse la Comisión Regional, Tucumán perdería su posición de privilegio y pasaría a compartir la toma de decisiones con las demás Uniones del NOA, algo que los clubes tucumanos rechazan terminantemente. “El Consejo Directivo no va a aceptar esto. No podemos salir a la calle si lo hacemos. Porque además, esta Comisión Regional tendrá facultades administrativas y de comercialización del Regional. Para qué estamos nosotros como Unión entonces. Nos parece bien la idea de que se forme un comité regional, pero no de esta manera. Tiene que haber una proporcionalidad de injerencia de acuerdo a clubes, jugadores, árbitros y demás. No creo que Córdoba, por ejemplo, acepte tener el mismo número de votos que Andina en una comisión de la región Centro”, advirtió el directivo.

Otro de los puntos que en Tucumán consideran cuestionables es la decisión de reducir drásticamente el valor del pase de un jugador entre Uniones (pasaría de aproximadamente $70.000 a no más de $2.500) afectaría una de las formas que tienen los clubes y las Uniones de generar recursos, ya que el 70% de ese monto va al club que se desprende del jugador y el 30% restante a la Unión. “Acá no es como en Buenos Aires, que se pelean para sponsorizar. En Tucumán y otras Uniones del interior cuesta mucho más generar recursos”, agregó.

Comentarios