La Legislatura propondrá crear una fiscalía y un juzgado especiales

18 May 2018

En la Legislatura aprovecharon las expresiones de buena voluntad de referentes de los otros poderes y dieron los primeros pasos para concretar la nombrada “reunión cumbre”, con el fin de definir la aplicación en Tucumán de la ley de narcomenudo. El presidente del cuerpo, Osvaldo Jaldo, se contactó ya con el ministro Fiscal, Edmundo Jiménez, y dialogaron sobre la organización del encuentro. Sólo resta conocer la postura de la Corte Suprema de Justicia local, ya que en la Casa de Gobierno también manifestaron su disposición.

El vicegobernador consideró que la cita se podría realizar el lunes o martes y adelantó, inclusive, que el Poder Legislativo llegará con una propuesta definida. “A los efectos de no recargar y no entorpecer las causas que tienen las fiscalías y juzgados existentes en el Poder Judicial, una de las propuestas es crear una unidad judicial y un juzgado exclusivo y especializado”, expresó ayer Jaldo.

El vicegobernador realizó esas declaraciones horas después de que el ministro Público Fiscal, Jiménez, ratificara que la Justicia provincial no está en condiciones de hacerse cargo de los casos de comercialización de droga en menor escala. “Existe un obstáculo legal y judicial para que la provincia asuma esta situación”, dijo, con referencia a la suspensión de la aplicación de la Ley 8.664, que establece la competencia de investigar los delitos vinculados con la venta de droga.

Jiménez, pese a esa situación, destacó que es el momento de hacer un “gran acuerdo por la seguridad”, teniendo en cuenta la predisposición de las autoridades estatales y la toma de conciencia sobre el flagelo. “Deben reunirse el gobernador (Juan Manzur), el vicegobernador, el presidente de la Corte (Daniel Posse) y el Ministerio Público. Probablemente, también el Consejo Asesor de la Magistratura (CAM). En una reunión breve, sin demoras, los funcionarios de los poderes podrán decir qué necesitan para que las estructuras y las leyes que precisamos se adecuen a la realidad que nos ha superado”, manifestó.

“En una semana o 10 días tienen que presentar esas necesidades, y en una nueva reunión se puede determinar el tiempo de ejecución: lugares de detención, equipamiento y tecnología, y especialización”, añadió.

Comentarios