Forestello piensa que su equipo debe seguir peleando hasta el final

El DT contó cómo quedó el vestuario luego del empate.

16 Abr 2018
1

NO LE ENCONTRÓ LA VUELTA. Forestello no supo cómo cambiar la tónica de un complemento nefasto para San Martín. foto Ignacio Izaguirre (especial para la gaceta)

El dolor de no haber sido. Por más que se esforzara por disimularlo, el triunfo que devino en empate frente a Flandria dejó secuelas en el ánimo de Darío Forestello. Y el de sus dirigidos, claro.

“El vestuario está de la forma que tiene que estar cuando uno tiene una posibilidad tan grande de alcanzar al puntero. Cuando vos no lo lográs, duele un rato”, reconoció el “Yagui” en relación a un par de hechos irrefutables: la punta estaba servida tras los puntos que resignó Aldosivi ante Los Andes, el sábado, y además San Martín estuvo 2-0 y 3-2 arriba frente al “Canario” y no supo ganar. Ahora el equipo marplatense sigue estando dos puntos por encima y hoy Almagro también podría superar al “Santo”. Incliso Sarmiento de Junín podría alcanzarlo.

“Hay que pensar que la próxima fecha puede haber revancha, quizá Riestra le saque puntos a Aldosivi y nosotros podamos alcanzarlo. Si gana, estará con más posibilidades que nosotros, el fútbol es así. En algún momento estuvimos octavos, novenos y hoy estamos con más posibilidades en el campo de juego y también en la tabla”, se esperanzó Forestello.

“Es importante sumar, aunque obviamente queríamos ganar por cómo se nos había presentado el primer tiempo. En el segundo se veía venir (el empate), porque estaban mejor que nosotros y no lo pudimos solucionar. Intentamos cambiar de energía, paramos el equipo con un 4-4-2, a ver si podía pasar ese momento, pero no lo pudimos hacer. Con el ingreso de Graciani y Costa nos pusimos de pie, pero no alcanzó para llevarnos los tres puntos”, agregó.

Problema sin solución

El entrenador entregó además su análisis de las razones de la oportunidad perdida. “Ya en el cierre del primer tiempo nos empezaron a complicar con los pelotazos y también presionando en las segundas pelotas. Y en el segundo nos siguieron complicando de la misma manera. No podíamos recuperar la pelota”.

Por último, ante una consulta de LG Deportiva sobre la falta de ideas que tuvo el equipo en su paso por la cancha del “Canario”, reconoció que la usina futbolística que encendió al equipo en los últimos partidos -a partir del buen pie y la profundidad de sus mediocampistas-, esta vez estuvo casi totalmente apagada.

“La pelota viajó por arriba. Los centrales de Flandria tiraban derecho a la cabeza de Matos y no lo pudimos solucionar. Deambuló un poquito Juan (Galeano), un poquito “Caco” (Matías García) y no pudimos emplear la herramienta que nosotros normalmente utilizamos, aún ganando 2-0, y que por algunos momentos en el primero lo habíamos logrado”, se resignó Forestello en la cálida tarde de Jáuregui, en la que San Martín dejó escapar una chance inmejorable, aunque el DT piense que nada está perdido.

Comentarios