“El contacto en cuestión no se corresponde con el submarino”

El vocero de la fuerza militar aseguró que aún se deben cotejar otras tres pistas. “Es una nueva frustración”, lamentó. La Armada desestimó el valor de un elemento detectado a 477 metros de profundidad.

03 Dic 2017
1

ENRIQUE BALBI. FOTO DE TELAM

BUENOS AIRES.- Las esperanzas motivadas por la detección de una imagen el jueves pasado, a una profundidad de 477 metros en el Atlántico Sur, quedaron truncas ayer, tras un anuncio del portavoz de la Armada Argentina, Enrique Balbi.

“El contacto en cuestión no se corresponde con el submarino (ARA San Juan)”, señaló Balbi en una nueva rueda de prensa. Y detalló que el elemento hallado sería un buque pesquero hundido, y no el navío de la Armada que permanece desaparecido desde el 15 de noviembre, con 44 tripulantes a bordo.

Balbi añadió que la fuerza militar intentará ahora comprobar si otros tres indicios obtenidos en los últimos dos días en el fondo del Atlántico pertenecen al sumergible argentino.

El vocero explicó las razones que llevaron a descartar el objeto ubicado el jueves pasado, a través de las sondas utilizadas por la embarcación rusa Angelescu para inspeccionar el lecho marino. Según Balbi, el elemento en cuestión, que en principio tenía algunas coincidencias en tamaño con el ARA San Juan, se encontraba unos 27 kilómetros al sudoeste de la última localización reportada por el submarino. Los expertos de la Armada consideraron que esa ubicación “no parecía coherente” con el recorrido que tenía trazado el ARA San Juan, que viajaba desde el puerto de Ushuaia, en el extremo sur del país, hacia la Base Naval de Mar del Plata (provincia de Buenos Aires), al norte del punto de partida.

El portavoz reconoció que la falta de coincidencias significa “una nueva frustración” para los familiares de los tripulantes y para toda la sociedad argentina.

Además, cuestionó “la apresurada difusión” de la información “sin que antes fuera contrastada con los datos de otros sensores”. Y señaló que eso “despertó una expectativa entre los familiares que generó luego una lógica frustración”. En ese sentido, remarcó que la embarcación Angelescu retornó a Puerto Madryn “tras rastrillar el 100% del área que tenía asignada”.

Sin esperanzas

De todas maneras, el Gobierno argentino ya ha descartado en la semana que pasó la esperanza de supervivencia. De hecho, se decidió poner fin al operativo internacional de rescate de los marinos del ARA San Juan, en una determinación que fue cuestionada por los familiares.

“El ambiente extremo, el tiempo transcurrido y la falta de cualquier evidencia impiden sostener un escenario compatible con la vida humana”, explicó Balbi. Y reconoció que los familiares de la tripulación atraviesan “horas de intenso dolor, angustia y desazón ante la pérdida de sus seres queridos”.

Sin embargo, el vocero insistió con que la Armada intentará hallar el submarino “hasta agotar todos los medios disponibles”.

El operativo internacional, en el que participan Estados Unidos, Rusia y Reino Unido, entre otros países, continúa ahora sólo con la búsqueda del ARA San Juan en el lecho del océano Atlántico. (DPA-Télam-Especial)

Comentarios