Unidad, consolidación y expansión son los objetivos centrales

Carignani trazó las líneas de trabajo que pusieron en marcha en la nueva organización citrícola.

11 Nov 2017

> LA REGIONAL CITRÍCOLA

Son numerosos los objetivos propuestos en esta nueva asociacion, pero “como principal me parece importante decir que queremos fomentar la unidad del empresariado del sector citrícola del NOA, ejerciendo su representatividad para la defensa de los intereses generales de los asociados y propiciar medidas adecuadas para la efectiva consolidación y la mayor expansión de la actividad citrícola del NOA, sobre la base del respeto a la propiedad privada, la economía de libre mercado y de libre empresa, la participación del capital nacional y extranjero, siempre con vistas a lograr el bienestar general en la región”, dijo Martín Carignani, presidente de Acnoa.

Afirmó que “se quiere proponer el desarrollo equilibrado de la producción, comercialización e industrialización del citrus”, así como “generar propuestas que mejoren la competitividad del sector citrícola”, en particular, y la economía, en general.

* Debemos gestionar, ante los poderes públicos nacionales, provinciales y municipales, aquellos “asuntos y políticas de interés para la actividad”, buscando armonizar y concertar las respectivas responsabilidades.

* Debemos propiciar la creación de las condiciones necesarias suficientes para asegurar la producción y la provisión de cítricos, tanto para el consumo interno como así también aquellas que alienten la exportación a todos los mercados del mundo.

* Hay que dirigir la discusión sobre convenios colectivos de trabajo con las entidades gremiales representativas de los trabajadores de cada provincia, y ante los organismos competentes, procurando siempre un accionar coordinado que busque preservar el normal funcionamiento de la actividad y la paz social y fomentar las mayores y mejores condiciones de ocupación para la población activa.

* Hay que coordinar, en conjunto con las autoridades, la prestación de los servicios y la ejecución de las medidas necesarias para la defensa sanitaria de la producción agrícola del NOA, con especial énfasis en la implementación del Programa de Lucha Regional Contra el HLB y de cualquier otra amenaza cuarentenaria.

* Debemos impulsar el levantamiento, en el exterior, de toda medida restrictiva a la introducción de productos frutihortícolas de origen regional y nacional.

* Queremos promover la realización de estudios para mejorar la actividad citrícola en general (laborales, económicos, científicos, jurídicos, etc).

* En el mismo sentido, firmar convenios de cooperación para desarrollo e investigación, así como para intercambio de información con otras cámaras, universidades y demás instituciones.

* Vamos a desarrollar campañas de comunicación orientadas a fomentar el consumo de productos cítricos en el mundo, o informar a la población sobre cuestiones relevantes de la actividad, como ser enfermedades u otras amenazas.

* Vamos a mantener y fortalecer las relaciones con asociaciones afines y entidades formales del país o del exterior como la Eeaoc, INTA, Senasa, INTI y otros.

Realmente, “la amplitud de otras cosas que queremos desarrollar es muy grande, solo debemos seguir en la línea trazada en su momento por la ATC, mantenernos en ese rumbo, fortaleciéndolo y que todo el sector tenga la oportunidad de participar”.

Comentarios