Paula Argañaraz se encuentra totalmente consciente, pero con mucho dolor

“No sabíamos si iba a despertar; ahora nos habla y nos reconoce”, afirmó su padre, Mario Argañaraz.

20 Jun 2017
2

AVENIDA ACONQUIJA. La joven fue atropellada hace dos semanas en la principal arteria de Yerba Buena. la gaceta / Foto de José Nuno (archivo)

Los médicos siguieron adelante con la idea de ir bajando de a poco los sedantes de Paula Argañaraz para seguir de cerca su evolución, tras ser arrollada en la avenida Aconquija. Dos semanas después de aquel episodio, la muchacha de 20 años se encuentra totalmente lúcida, habla y reconoce a sus familiares. Sin embargo, se encuentra transitando una de las etapas más dolorosas de su recuperación.

“Se despertó, le retiraron el entubamiento y la están entrenando un fonoaudiólogo y un kinesiólogo para que pueda respirar por sus medios. También la están entrenando para que pueda volver a deglutir, porque estuvo mucho tiempo con el entubamiento. Hay que volver a empezar con muchas cosas. Pero ella habla y nos reconoce. Y si bien es prematuro hacer una evaluación de los daños que pueda tener o no, ya se dio un gran paso”, afirmó su padre, Mario Argañaraz.

El adolescente que atropelló a Paula Argañaraz seguirá alojado en el Roca

Según había contado la semana pasada Laura, la hermana de Paula, apenas los médicos pudieron despertar a la joven estudiante de medicina, le explicaron que había tenido un accidente. Esta semana trabajaron un poco más sobre su memoria, pero ella aún no pudo decir nada sobre ese momento.

Al no estar sedada, la joven comenzó a sentir un poco más los dolores de las tres fracturas que sufrió cuando la embistió un Honda Fit. Ocuparse de ellas será el próximo paso de los profesionales, que hasta el momento se habían dedicado fundamentalmente a la parte neurológica.

El abogado de Paula pidió inhibir los bienes de la odontóloga por "conductas irregulares"

“Está con unos ganchos en la pierna hasta que pueda ir al quirófano para operarle la cadera. En principio, la quieren compensar totalmente para esa cirugía, que es compleja. Luego se seguirá viendo la parte neurológica”, añadió su padre. Y aunque no revisten gravedad, los médicos también se encuentran ocupados con las lesiones que tiene en una mano y en la clavícula.

La parte emocional

“Hay momentos en que está bien y otros en que está triste porque cada día que pasa va tomando consciencia de dónde está y de que se encuentra sola en esa habitación. Ella era una chica hiperactiva. Es traumático y llora porque siente dolor. Desgraciadamente, son cosas por las que tiene que pasar. Está hace casi 20 días en la misma posición. Por todo eso, vamos a ver si podemos hacerle más compañía para que tenga contención desde lo psicológico”, añadió su padre.

De todos, intenta ver el lado positivo: “la trajimos dormida sin saber si algún día se iba a despertar, si iba a poder hablar, y ahora está así. Para nosotros es un paso enorme”, analizó Mario. Su postura también fue reflejada a través de las redes sociales en el grupo “Justicia para Paula”: “A dos semanas del accidente, queremos contarles que Pau evoluciona lenta pero favorablemente. Es un largo camino el que le queda en su recuperación, pero cada pasito es un gran avance dada la magnitud de su accidente”, se explicó.

Mientras tanto, se pudo saber que el menor, de 16 años, que admitió haberla arrollado tuvo un permiso para pasar el fin de semana en su casa, pero que ayer volvió al instituto Roca.

Comentarios