Una maratón de películas independientes que no te podés perder

Más de 400 producciones se proyectarán en el festival porteño, especialmente óperas primas. Un homenaje al punk. La competencia latinoamericana

19 Abr 2017
1

LA PRIMERA PROYECCIÓN. La película alemana “Casting”, de Nicolas Wackerbath, abrirá el Bafici este año.

Hoy comenzará una nueva maratón anual de películas de todo el mundo en la Capital Federal, con el inicio de la 19ª edición del Buenos Aires Festival Internacional de Cine Independiente (Bafici). Es el festival más grande de América Latina dedicado a propuestas no comerciales.

Y la pregunta obligada de todos los años vuelve a imponerse: ¿cómo saber qué ver entre las más de 400 películas que se proyectarán durante 12 días? ¿Cómo hacer para no perderse lo más interesante?

El festival es una ventana a todo un nuevo cine: el que se está haciendo y el que no llega, por lo general, a las salas de exhibición comercial. No se trata, pues, sólo de ver lo último de lo último: el Bafici cuenta con secciones de retrospectivas, clásicos, diálogos y encuentros con diferentes figuras, que se acercan a Buenos Aires para participar de este evento, advierte la agencia DPA.

El Bafici contará con cinco competencias: la internacional, la latinoamericana, la argentina, la de vanguardia y género y la de derechos humanos, además de secciones no competitivas como “Rescates” y “Baficito”, para los más pequeños.

La comedia “Casting”, del alemán Nicolas Wackerbath, le dará apertura al festival en el cine Gaumont. Esa ceremonia se podría transformar en un acto en defensa de la autarquía del Instituto Nacional de Cine y Artes Audiovisuales (Incaa), envuelto en una fuerte polémica por el desplazamiento de su ex presidente, Alejandro Cacetta, y ante las versiones de que se modificarían las normas que le aseguran fondos y permiten su estabilidad financiera.

Una de las visitas más destacadas de esta edición es la del director, productor, actor y guionista italiano Nanni Moretti (”Caro diario”), que brindará una charla abierta y de quien se podrán ver todas sus películas en una retrospectiva especial. También darán el presente el cineasta, DJ y músico británico Don Letts, figura clave del movimiento punk, quien presentará tres de sus documentales, y el joven director estadounidense Alex Ross Perry, considerado uno de los mejores exponentes del indie, que acompañará un foco con sus cinco largometrajes, entre ellos “Golden exists”, con Emily Browning, Jason Schwartzman y Chloë Sevigny.

La sección “Britannia Lado B” hará delirar a los fanáticos del punk con 10 títulos que darán cuenta del género que sacudió la música -y la sociedad- a fines de los 70. Entre otras, se podrán ver “The filth and the fury”, de Julien Temple, retrato íntimo de los Sex Pistols; “I need a Dodge! Joe Strummer on the run”, de Nick Hall (2014), protagonizada por el fundador de The Clash; y “Two sevens clash”, del ya mencionado Letts, sobre un viaje que compartió con Johnny Rotten y Richard Brason, fundador de Virgin Records.

Por el premio mayor

Los organizadores destacan que el 60 % de las películas en competencia internacional son óperas primas. Entre los 20 títulos destacan las latinoamericanas “Viejo calavera”, de Kiro Russo, ambientada en la explotación minera de Bolivia; la brasileña “Arábia”, de Affonso Uchôa y João Dumans; “Reinos”, de Pelayo Lira (Chile); y “El candidato”, segundo largometraje como director del actor uruguayo (con fuerte presencia en la pantalla de nuestro país) Daniel Hendler, que se mete con el mundo de la política.

Dos películas argentinas compiten por el premio mayor: “Una aventura simple”, del debutante Ignacio Ceroi; y “Hoy partido a las tres”, una coproducción con Paraguay de Clarisa Navas, sobre el fútbol femenino.

El aporte centroamericano llega desde Costa Rica, con “Medea”, primer filme de Alexandra Latishev Salazar, precedida de elogios por de sus aportes visuales y conceptuales.

El resto de las películas en certamen provienen de Estados Unidos (la comedia animada sobre la escuela secundaria “My entire high school sinking into the sea”, de Dash Shaw; “95 and 6 to go”, de Kimi Takesue, y “Dark night, de Tim Sutton); Italia, con el documental “Liberami” de Federica Di Giacomo, sobre los exorcismos de la Iglesia católica; la India, con “Newton”, de Amit V. Masurkar, una sátira política sobre una elecciones fraudulentas; Japón, con “Out there”, de Takehiro Ito; Australia (“Killing ground”, de Damien Power) y Nigeria (“The wedding ring”, de Rahmatou Keïta).

Desde Europa se verán “Porto”, del portugués Gabe Klinger; “Wind”, de la serbia Tamara Drakuli; “2557”, del alemán Roderick Warich; “Niñato”, de Adrián Orr, y “Estiu 1993 / Verano 1993”, de Carla Simón, ambos de España.

Argentinas

La competencia argentina, con 15 títulos, será uno de los mayores escaparates para los cineastas independientes. Habrá desde óperas primas, como el documental “Las cinéphilas”, de María Álvarez, que sigue el derrotero de mujeres jubiladas de Argentina, España y Uruguay que van al cine todas las tardes; hasta lo último de un habitué del Bafici, Alejo Moguillansky, “La vendedora de fósforos”.

A ellas se suman, entre otras, “Cícero impune”, del fundador del “cine bruto”, José Celestino Campusano, y “Una ciudad de provincia”, la documentación minuciosa de la vida de la ciudad de Colón, en Entre Ríos, del director de “El custodio”, Rodrigo Moreno.

Hay más fuera de competencia, como “Todo sobre el asado”, que indaga en el plato favorito de los argentinos, de los directores de “El ciudadano ilustre”, Mariano Cohn y Gastón Duprat; o “Lai”, de Rusi Millán Pastori, centrada en el fallecido escritor Alberto Laiseca.

Por otro lado, se encuentra la competencia latinoamericana que tiene en agenda nueve películas, como la ecuatoriana “Un secreto en la caja”, de Javier Izquierdo, centrada en Marcelo Chriboga, figura ficticia del “boom” latinoamericano; la coproducción mexicano-chilena “Casa Roshell”, sobre un escondite para hombres que desean dar rienda suelta a sus deseos; y la argentino-paraguaya “Un suelo lejano”, de Gabriel Muro, sobre cómo vive la comunidad alemana Nueva Germania, en Paraguay.

Comentarios