Netflix pisa fuerte, y compró un proyecto de Scorsese

El filme se exhibirá en pocas salas, y la primicia la tendrán los suscriptores

20 Mar 2017
1

EL ACTOR Y EL DIRECTOR. Robert De Niro y Martin Scorsese, además de mantener una gran amistad, volverán a trabajar juntos, y en una historia que les gusta: la vida de un gángster. archivo

Netflix adquirió los derechos de la nueva película de Martin Scorsese, “The Irishman”, con un cheque que alcanza los 120 millones de dólares.

Según informa el sitio especializado IndieWire, Netflix ha pagado para que sus suscriptores tengan la primicia. Y aunque se espera que el filme se estrene en algunas pocas salas de cine estadounidenses para garantizar su participación en los Oscar, la película será mayoritariamente vista en casa.

La noticia, que ya se había adelantado, está provocando un fuerte sacudón en Hollywood, porque algunas reglas de la industria tenderán a cambiar.

Hace poco, Martin Scorsese criticaba la “moderna” manera de ver películas desde la comodidad del hogar: “Todo te distrae. No es la mejor experiencia”, dijo.

Pero ante el desinterés de Hollywood, no ha tenido otro camino que aceptar la oferta de Netflix.

“The Irishman” cuenta el esperado regreso al gángster donde reúne a Robert De Niro, Al Pacino, Joe Pesci y Harvey Keitel.

El director, con mucha nostalgia, aseguró incluso que el cine ha muerto.

Pero el tema, como en la mayoría de los casos en Hollywood, se reduce al dinero. Paramount no podía pagar la tecnología necesaria para rejuvenecer al reparto -que aparecerá durante tres etapas vitales, de tener 30 años a 70-, ni dar un cheque en blanco a Scorsese. “Silencio”, su última película, fue un fracaso intimista de 40 millones de dólares y la productora también pierde dinero con sus costosas franquicias. Así que Netflix sacó el talón y escribió: 120 millones de dólares.

Este movimiento no solo abre nuevas posibilidades cinéfilas, sino que se traduce en una señal de fuerza en la guerra de la marca online contra los exhibidores. Aunque Netflix estrena decenas de películas originales al mes, ninguna contaba con tal prestigio.

“The Irishman” será la novena colaboración entre Scorsese y De Niro. Steven Zaillian escribió el guión basado en el libro de Charles Brandt de 2004, “I Heard You Paint Houses”, que se centra en la vida del mafioso Frank Sheeran.

Scorsese y De Niro trabajaron juntos por primera vez en 1973 con “Mean Streets” y luego en las películas “Taxi Driver”, “New York, New York”, “Raging Bull”, “The King of Comedy”, “Goodfellas”, “Cape Fear” y “Casino”.

La tecnología

Con la técnica utilizada en películas como “El curioso caso de Benjamin Button” (David Fincher, 2008), De Niro será rejuvenecido para dar vida a Frank Sheeran, un veterano de la II Guerra Mundial convertido en asesino de la mafia, al parecer relacionado con la muerte de Jimmy Hoffa.

“La tecnología es capaz de llevarnos por distintas edades sin necesidad de recurrir a prótesis o maquillaje. Hemos hecho tests y tiene una pinta extraordinaria”, reveló el productor Gaston Pavlovich a CinemaBlend. “Rodamos una escena con Bob y vimos cómo rejuvenecía hasta cuando tenía 20, 40 y 60 años. Imagina ver a De Niro como en ‘El Padrino 2’, así será más o menos cómo lo verás de nuevo”, agregó.

La televisión robó al cine independiente el talento de sus guionistas. Ahora, busca llevarse las producciones más importantes. No pasar por salas ya no es sinónimo de cine de culto.

La próxima película de Will Smith, por ejemplo, se estrenará online y Netflix compró “Mudbound”, en Sundance, por la cifra récord de 12 millones de dólares. A cambio, los creadores reciben una libertad inalcanzable en el sistema de películas escritas en comité.

Desde hace algunos años Netflix viene invirtiendo en la realización de documentales, series y filmes para su plataforma, pero en este período, la compañía de streaming dio un paso firme para entrar a Hollywood: produjo tres largometrajes que han circulado por los festivales de cine.

Peor enemigo

El cine, que soportó los embates de la televisión, ahora se enfrenta a su peor enemigo: las plataformas de internet. Ya no solo es un negocio para el espectador ahorrarse el trabajo de pagar una entrada de cine sino que, desde la comodidad de su casa, podrá ver el estreno de obras maestras de un mago como Martin Scorsese.

Con la compra de Netflix de los derechos mundiales de la película, los acuerdos previos firmados en el festival de Cannes quedan presumiblemente anulados. Sucede que la firma STX los adquirió en el último Festival por 50 millones de dólares y esa adquisición podría entrar en conflicto con el acuerdo entre la productora del mexicano Pavlovich y Netflix.

La disputa está latente y lo único que espera Scorsese, a través de una carta enviada a Ted Sarandos, el hombre fuerte de Netflix, es un acercamiento entre las partes. Además de Paramount para el territorio americano y Media Asia para China, la compañía STX Entertainment se había hecho con la distribución internacional.

En este momento no hay fecha de estreno pero 2019 sería algo cercano a contemplar.

Como es habitual en Netflix, su ventana de distribución cinematográfica es bastante limitada, por lo que la próxima película de Scorsese llegará directamente a los hogares sin posibilidades de estrenarse en una sala de cine.

En Esta Nota

Netflix Martin Scorsese
Comentarios

Comentarios

Para poder comentar debes Ingresar / Registrarte