Reconocieron a los “orgullos tucumanos”

Juan Esteban Palferro Jerez y Nicolás Sollazo, de 16 años, fueron multipremiados este año.

10 Dic 2015
1

la gaceta / foto de héctor peralta

Soñar no cuesta nada. Cierran los ojos y se imaginan explorando la Máquina de Dios, el acelerador de partículas que puede descubrir los misterios del origen del Universo. Juan Esteban Palferro Jerez y su compañero de la Escuela Normal de capital Luciano Nicolás Sollazo (ambos de 16 años) ríen divertidos de sólo pensarlo. Los multiganadores comparten la pasión por las ciencias y se apoyan mutuamente en cada certamen que participan. Para ellos nada es imposible. Sostienen que “estudiar con ganas, saber inglés y buscar un contacto para llegar donde uno quiere” es todo lo que se necesita para triunfar en el mundo. Sólo este año obtuvieron el segundo premio nacional en Ciencias Junior, una medalla de bronce en la Olimpíada de Química, pasaron a la instancia nacional de las Olimpíadas de Física y de Matemática y por si fuera poco, en el mismo año ganaron la Odisea Matemática en Tilcara.

Juan Esteban y Luciano, junto a chicos de la Escuela “Ricardo Rojas” de Famaillá y del Instituto Pellegrini fueron agasajados ayer en el nuevo programa “Orgullos tucumanos”, creado por el Ministerio de Educación, a cargo de Juan Pablo Lichtmajer. Se trata de una iniciativa que tiene como objetivo dar visibilidad a los talentos tucumanos que obtienen reconocimiento en distintos concursos locales, nacionales e internacionales. El acto se desarrolló en el Salón Blanco, con la participación de profesores, estudiantes y familiares.

Los alumnos de Famaillá ganaron el segundo lugar del Premio Presidencial “Escuelas solidarias”. El proyecto se llamó “Memoria, verdad y justicia” y consistió en una investigación a fondo sobre el primer centro clandestino de detención del país, conocido como “La Escuelita”. “Entrevistamos a mucha gente y conocimos a través de la voz de sus protagonistas lo que ocurrió en aquella época. Fue impresionante ver a nuestros propios vecinos que tenían historias tan impresionantes para contar”, dijo Brisa Herrera, una de las premiadas. “A muchos entrevistados les costaba muchísimo expresar los momentos traumáticos vividos. Uno de ellos tuvo que llorar mucho antes de poder contarnos lo que ocurría en la Escuelita de Famaillá”, señaló la alumna. También los chicos del Instituto Carlos Pellegrini fueron agasajados por su participación en los juegos Evita. Lisandro Alvarado, Pablo Urcevich, Matías Chilo, Pablo Alvarado, Marcos Díaz y Juan Palacio (del equipo de voley sub 14-2015) ganaron el año pasado en Brasil y lamentaron que este año no pudieron ir a la instancia sudamericana en Paraguay porque no pudieron conseguir los pasajes para viajar. El programa “Orgullos tucumanos” se extenderá todo el año próximo.

Comentarios