Narda Lepes rompió el silencio luego del escándalo por su polémica foto

La cocinera se quejó de la violencia de los comentarios. "Le desearon la muerte a mi familia", aseguró.

14 Mar 2014
1

CABEZA DE CERDO. "La gente no quiere saber de donde viene la comida y yo trato de mostrarlo", explicó la cocinera. FOTO TOMADA DE INSTAGRAM.COM/NARDALEPES

BUENOS AIRES.- Luego del escándalo desatado por una polémica foto, Narda Lepes rompió el silencio. La cocinera se refirió a la imagen colgada en Instagram, en la que se ve la cabeza de un cerdo en una cacerola con agua hirviendo, acompañada por la frase: “Hola, mañana seré morcilla”.

La chef explicó que quiso decir con la fotografía y criticó la avalancha de insultos recibidos y la violencia con la que se dirigieron a ella. "Que me insulten no tengo problema pero que le deseen la muerte a mi familia no. La mayoría de comentarios son insultos, hay gente que está loca, que es violenta y agresiva", dijo en diálogo con "Diario Veloz".

"De ese posteo no borré ningún comentario, todo los de las puteadas, con el insulto no tengo ningún tipo de problema, borré los que agreden a mi familia", dijo, y criticó el nivel de violencia desatado por proteger un cerdo. "La nota de todo esto no es una nariz de chancho, es la violencia que tiene la gente".

"El tema de todo esto es que uno no sabe de dónde viene la comida, las morcillas se hacen así, los animales tienen cuero, tienen cabeza, tiene papada, son cosas que la gente no quiere saber y yo trato de mostrarlo", explicó. Además, contó que durante un par de años fue vegetariana.

En Esta Nota

Comentarios