POLEMICA

Se habló de corrupción en Tucumán en el programa de Nelson Castro

Anoche, en TN, estuvieron la legisladora Elías de Pérez; Cisneros, de la Bancaria, y Alberto Lebbos, padre de Paulina, quien fue asesinada en 2006.
Compartir
DEBATE. Castro y sus invitados tucumanos durante un pasaje del programa. IMAGEN DE VIDEO
Las denuncias en el programa de Nelson Castro
Las denuncias en el programa de Nelson Castro

Anoche, el periodista Nelson Castro, en su programa "El juego limpio", que se emite por el canal de cable TN, dedicó un bloque a Tucumán, ocasión en la que se habló de supuestos casos de corrupción en la gestióin del gobernador José Alperovich. Como invitados, estuvieron la legisladora Silvia Elías de Pérez (UCR); el dirigente de la Bancaria, Carlos Cisneros; Alberto Lebbos, padre de Paulina, quien fue asesinada en 2006 y aún pide Justicia; y la odontóloga Irma Galván.

Cisneros, dirigente de gremio de La Bancaria, denunció que el gobernador, en septiembre pasado, utilizó de manera irregular $ 200 millones del Fondo de Garantías de seguro de la Caja Popular de Ahorros, para poder pagar los aguinaldos y otros gastos corrientes. "A fines de diciembre del año pasado hizo una operación contable, hizo que devolvía la plata. Pero que a principios de enero lo volvió a sacar y nunca más devolvió el dinero".

Lebbos, padre de Paulina, quien fue asesinada en 2006, denunció que Alperovich encubrió a personas que habrían participado del crimen. "La causa está plagada de delitos cometidos con los investigadores", dijo. Y habló de "complicidad con funcionarios". "Alperovich los tiene arrodillados a todos", aseguró Lebbos.

La odontóloga Galván, quien padece de cáncer, aseguró que fue despedida del PAMI para ser reemplazada por Sarita Alperovich, hija del gobernador. Pidió que le devuelvan su trabajo.

Por último, Elías de Pérez, legisladora de la UCR, acusó al gobernador de "armar una caja única" para centralizar la distribución de los fondos en la Provincia, de "desarmar la fiscalía anticorrupción", y de designar a varios miembros de la Corte Suprema de Justicia de la Provincia para que respondan a sus intereses, entre otras denuncias. LA GACETA

Más como esto