"Nos gustaría que el Gobierno hable del 22 F"

Familiares y heridos reclaman justicia. Hubo lágrimas entre los familiares y amigos al recordar a quienes murieron en la tragedia de Once. También corrió alguna lágrima entre las Abuelas de Plaza de Mayo, las luchadoras por la vida. Mientras, Macri y Moyano sellaron un pacto.

23 Oct 2012
1

LUTO Y DOLOR. A las 8.32 realizaron una suelta de globos negros. TELAM

BUENOS AIRES.- Los familiares y amigos de las víctimas de la tragedia de Once reclamaron ayer al Gobierno que se pronuncie sobre el siniestro que causó 51 muertos y más de 700 heridos, como lo hace sobre la Ley de Medios, y se quejaron por el estado "vergonzoso" que sigue teniendo el ferrocarril Sarmiento, a ocho meses del hecho. "Que se den cuenta que así como los escuchamos todos los días hablando del '7D', por el 7 de diciembre y su implicancia sobre las licencias de medios audiovisuales, nos gustaría alguna vez escucharlos sobre el '22F'", se expresó en un documento, en referencia al 22 de febrero cuando ocurrió la tragedia en la estación del Sarmiento.

Durante el acto, que comenzó minutos después de las 8.32, hora en que ocurrió el choque de la formación contra el paragolpe de la estación, los familiares leyeron el texto y luego realizaron una suelta de globos negros desde el anden en memoria de las víctimas. "Los familiares y los heridos seguimos esperando del Ejecutivo alguna palabra que nos permita saber que tienen conocimiento de lo que ocurrió el 22 de febrero", dijeron.

El pedido remite a los constantes discursos de la presidenta, Cristina Fernández, y sus ministros en relación con el 7 de diciembre, día en que el Gobierno considera debe entrar en vigencia plena la Ley de Medios, y la nula mención a la tragedia.

Contra la corrupción
Los familiares no quieren "palabras dichas para un grupo de obsecuentes", sino "una reflexión que nos permita creer que la corrupción instalada durante años, que permitió gastar esta masacre, es considerada un enemigo público". "No queremos oír más el silencio de quienes han tomado la responsabilidad de velar por nuestros derechos", sentenciaron.

El gobernador Daniel Scioli, también fue blanco de las críticas de los familiares, quienes lo acusaron de mantener un silencio que los "lleva a pensar que lo sucedido no le suscita mayor interés, abandonando a su suerte a quienes debe cuidar. Que el Gobierno de la Provincia, a través de sus instituciones, que hace oídos sordos, nos escuche y salga del silencio en el que se sumergió, desde el mismo instante en el que se perdió la vida de muchos bonaerenses, dejando a una multitud con la vida quebrada", agrega el documento.

Además, fueron contundentes al considerar: "es vergonzoso que, a ocho meses de la tragedia, los trenes continúen en las mismas condiciones deplorables de viaje, con cancelaciones y demoras cotidianas, con trenes obsoletos que ponen en riesgo permanente a la sociedad a revivir hechos como los del 22 de febrero". (DyN)

Comentarios