DECORACIÓN

Macetas, almohadones y vinilos, para renovar la casa

Con poco tiempo y con poco dinero se le puede dar un nuevo aspecto a los ambientes del hogar. La última tendencia en decoración son los vinilos autoadhesivos que se pegan directamente en las paredes, azulejos y electrodomésticos. Las macetas con plantas artificiales y los almohadones, aportan frescura.
Compartir
PURO ARTE. Las paredes de cada ambiente del hogar se pueden caracterizar con colores y detalles únicos, lo mejor es dejarse llevar por lo que uno siente ESTILOVINILOS

No se necesita mucho dinero, sino ganas e imaginación. Con pequeños detalles como algunas macetas con plantas artificiales o vistosos vinilos autoadhesivos se le puede cambiar el aspecto a cualquier ambiente del hogar.

Son originales y es una tendencia que cada vez se usa más. Los vinilos autoadhesivos se pegan en paredes, electrodomésticos, azulejos de baños y cocinas y hasta tablas de inodoro.

"El estilo va combinado con el gusto de cada cliente y de como quiere decorar su casa, puede ir desde algo abstracto hasta algo floral y para nosotras ¡cuánto más colorido y divertido sea mejor!, así tu espacio cambia rotundamente y te dan ganas de quedarte más tiempo!", comentan Maria Eugenia Tamborenea y Lorena Cianfagna, de la marca Estilo Vinilos que funciona en Buenos Aires, pero que se puede consultar y comprar por la web.

Se pueden aplicar en cualquier superficie, siempre que no sea rugosa ni esté húmeda o con restos de polvo, explican las diseñadoras gráficas.

Los diseños son miles y cada uno puede ir muy bien en distintos sectores de la casa. "Lo que más nos piden son diseños infantiles con animalitos para las habitaciones de los más chicos. Además, se usa mucho lo floral para livings y dormitorios y lo colorido y loco para azulejos de cocina", comentan.

Una novedad que ofrecen es una línea de vinilos luminiscentes, que por la noche se iluminan. También hay pizarras adhesivas para que los chicos dibujen con tizas y portarretratos para armar una pared llena de recuerdos, seis portarretratos cuestan $ 165 pesos, mientras que las tablas de inodoro, $ 85 pesos.

La segunda opción, son las macetas con plantas artificiales (que cada vez se parecen más a las de verdad). Se las coloca en floreros de vidrios con piedritas blancas, tierra o arena.

"Hay tulipanes, lavandas, orquídeas. Algunos arreglos ya vienen listos con la maceta que puede ser de vidrio, cerámica o ratán", comenta Liliana Cantarutti, dueña de una florería en la galería Junín.

Los precios varían, van desde los $20 pesos (las macetitas más chicas, ideales para mesas de luz o baños) hasta los $ 80 o $ 100 pesos, por ejemplo una orquídea o un ramo de tulipanes en una canasta de ratán.

Los ramos de helechos artificiales, o yuyos, salen unos $ 20 o $ 40 pesos.

Por último, los almohadones dan un toque distinto y cuestan muy poco. Se pueden combinar las texturas: gasas, lienzos, terciopelo, cuantos más, mejor.

Además, una idea original puede ser teñir un paño de lienzo y colocarlo a los pies de la cama o a un costado del sillón.

Estas vacaciones pueden ser la oportunidad perfecta para renovar ese espacio con ideas fáciles, rápidas y económicas. Pintar y cambiar los muebles, en otro momento. Ahora, a alegrar las paredes y los rincones del living, la cocina y hasta los baños.

Usar texturas que aporten calidez, como lienzos y tejidos.

Armar una pared con fotos en sepia, dan un toque antiguo.

Con vinílicos de colores se puede armar un respaldar rayado.

Con modal a lunares o a rayas se pueden hacer almohadones.
Más como esto