DUELO EN EL ESPECTACULO

La relación con su padre: "Romina no tiene idea de cuánto la quiero"

La actriz mantenía un estrecho vínculo con Gustavo Yankelevich. El la llevaba al colegio y presenció sus partos.
Compartir
DOS GOTAS DE AGUA. Yankelevich tenía 25 años cuando nació Romina; desde entonces fueron inseparables. FOTO TOMADA DE CLARIN.COM

BUENOS AIRES.- "Nunca tuve una etapa de desenamoramiento de mi papá. Creo que siempre lo amé y lo amo con locura. Tengo los ojos de él y somos parecidos en el carácter, porque fui tomando cosas de él. Yo asumo mi Edipo". Así explicaba Romina Yan, hace dos años, en una entrevista al diario porteño "Clarín", su relación con su padre, Gustavo Yankelevich. En esa oportunidad, ambos hablaron del estrecho vínculo que los unía.
Para él no importaba qué clase de actriz o cantante fuera ella. "Tiene una familia divina, más orgullo que ese no hay. El amor es mutuo. Creo que ?Ro? no tiene idea de cuánto la quiero", había declarado en 2008. Muestra de esa íntima relación es que Yankelevich fue la única persona que presenció sus tres partos. 
Romina solía resaltar, además, que su padre la llevó todos los días al colegio, hasta quinto año, "así se acostara a las cinco de la mañana". Y subrayaba la confianza que se tenían: "había días que en el camino yo le decía ?me indispuse, andá ya a la farmacia, por favor?. Y él iba y le pedía a la empleada ?envuélvalo en un paquetito, porque se lo tengo que llevar a la clase?. Ese es él: no un tipo inalcanzable, sino un papá como todos".
El productor confesó el único error que recordaba en su relación con su hija. "Fue con el tema de la anorexia, yo no sabía cómo manejarlo. La traté con dureza hasta que me dijeron que ella estaba esperando amor. Ahí hice un cambio enorme", comentó. (Especial)

Más como esto