Se violó claramente la Constitución, dijo Cristina

La Presidenta criticó a Cobos, lo calificó de "croupier" del Senado y le advirtió sobre la validez de la reforma aprobada en el recinto . La oposición se impuso en la votación para favorecer la distribución de recursos entre las provincias y se desató otra crisis política.

16 Abr 2010
1

OTRA VEZ LE DIO LA ESPALDA. La jefa de Estado volvió a distanciarse de su compañero de fórmula de 2007 y este no miró para otro lado y le replicó. DyN

BUENOS AIRES.- La presidenta, Cristina Fernández, afirmó que "se violó claramente la Constitución" con la modificación del impuesto al cheque que tuvo media sanción en el Senado, y trató al vicepresidente, Julio Cobos, de "croupier" (empleado que dirige el casino y paga a los ganadores) de ese cuerpo por haber facilitado una votación que evaluó como nula.

La jefa de Estado reclamó a Cobos que recapacite y que haga "un retorno a la Constitución", al advertir sobre la invalidez de la reforma aprobada y cuestionar la forma en que se contabilizó los votos para dar como aprobado el proyecto.

La Presidenta recordó que "los propios diarios que no son muy simpatizantes del Gobierno decían que se necesitaban los 37 votos" para obtener la media sanción. Incluso afirmó que "los senadores de la oposición lo repitieron durante el desarrollo de la sesión y cuando contaron y vieron que no tenían los 37, ahí se desdijeron" de que necesitaban ese número.

El Senado dio media sanción en la madrugada de ayer a la reforma de la ley del cheque que extiende la coparticipación a todo el gravamen, en medio de fuertes denuncias de nulidad por parte del oficialismo por entender que para modificar esa norma se necesita una mayoría especial de 37 votos, en vez de la mayoría simple que la votó. La votación se realizó dos veces, después de un debate de más de ocho horas, con un resultado de 35 a 33 a favor de la oposición luego de que el sector anti-"K" presentó un nuevo dictamen que cambiaba la necesidad de contar con 37 legisladores, por una mayoría simple. De aprobarse el texto apoyado por el arco opositor en la Cámara de Diputados, las provincias recibirán $ 10.000 millones más, en función de que propone la distribución de la totalidad del gravamen, contra el actual 30%. La modificación del proyecto fue anunciado por el presidente de la UCR, Ernesto Sanz, con argumentos que apelaban a la historia de debate anteriores en la cámara en 2006 y fue respaldada por su correligionario Gerardo Morales.

Miguel Pichetto (PJ) resistió inicialmente el cambio de la norma y buscó hacer recaer la responsabilidad por el cambio en el Senado a Cobos, pero el mendocino derivó la responsabilidad de la modificación a una decisión que debía adoptar el pleno del cuerpo. Cobos propuso inicialmente la vuelta del proyecto a comisión para elaborar una solución conjunta con mayor tiempo para evitar las advertencias de judicialización que dejaron pendientes los discursos del presidente del bloque oficial. (NA-DyN)
comentarios