GEOPOLITICA

Paraguay es el país más pobre de Sudamérica

Pese a que 2,2 millones de personas viven por debajo de la línea de pobreza, la nación ocupa un lugar neurálgico en el Cono Sur. Allí opera la CIA, y hasta se abrió una oficina de la agencia estadounidense.
Compartir
FRASE. “Hemos escrito una página nueva en la historia política nacional”, dijo Lugo, cuyo triunfo pone fin a 61 años en el poder de los “colorados”. REUTERS

Con la salvedad del exótico Surinam, Paraguay es, economómicamente, el país más pequeño de América del Sur. Su Producto Bruto Interno apenas pasa de US$ 9.000 millones; en promedio, US$ 1.430 por persona al año. Entre el 35 % y el 45 % de la población es pobre. Unas 150.000 familias carecen de tierra para cultivar, y el 37 % de la gente económicamente activa tiene problemas de empleo.

Según estimaciones privadas, el 20 % de los habitantes concentra el 60 % de la riqueza del país. Allí, el desempleo oficial llega al 9 %, aunque se estima extraoficialmente que la cifra es mucho mayor. De hecho, el gobierno de Fernando Lugo también tendrá que resolver el acelerado incremento, en los últimos dos años, de la migración en busca de trabajo y de mejores condiciones de vida. Se calcula que más de 2 millones de paraguayos viven en Argentina.

Con reservas monetarias de US$ 2.182 millones y una inflación anual de 7,4 $, la nación tiene una deuda externa de US$ 3.000 millones. En un país de 6,5 millones de habitantes, esta es la primera vez desde 1947 que el Partido Colorado fue desplazado del poder. Sucede que la agrupación cuenta con un formidable aparato de presión. Prácticamente la mitad de la población está afiliada, puesto que durante décadas fue el único modo de acceder a un puesto de trabajo en la enorme burocracia estatal. De ahí la duda sobre cómo hará un político sin experiencia, como el electo ex obispo, para gobernar.

Sin embargo, a pesar de su empobrecimiento, Paraguay ocupa un lugar sensible en materia geopolítica. Preocupado por la Triple Frontera, Estados Unidos obtuvo en 2005 un tratado de inmunidad para el accionar de sus tropas en la zona. Incluso, el director de la CIA (Central Intelligence Agency), Robert Muller, abrió allí una oficina.

La presencia subterránea del Acuífero Guaraní y las cercanías con la zona gasífera de Salta y con el oriente de Bolivia ubican a Paraguay en un lugar neurálgico en el Cono Sur. Además, muchas veces se lo ha considerado como estado tapón entre Argentina y Brasil. Lugo se comprometió la renegociar tratados con Cristina Fernández de Kirchner y con Luiz Ignacio Lula da Silva para que su país reciba más dinero por la energía eléctrica que vende a los gigantes vecinos.

Finalmente, el flamante presidente propuso una reforma agraria destinada a mejorar las condiciones de vida de miles de familias afectadas por la mecanización en el campo. Paraguay es el cuarto exportador mundial de soja y un importante productor de carne vacuna para la región. (Reuters-DPA-Especial-AFP-NA)