MUNDO

Se legalizó el aborto en la capital de México

Uno de los países con más católicos del mundo resolvió permitir la interrupción del embarazo en las primeras 12 semanas de gestación; la iniciativa fue fuertemente criticada por el Papa.
Compartir
DESAFIO A LA IGLESIA. La reforma fue fuertemente criticada por Beneficto XVI. El Papa les pidió a los obispos mexicanos que se opusieran. REUTERS

MEXICO DF, México.- El Congreso de México aprobó anoche una iniciativa que despenaliza el aborto en la capital de uno de los países con más católicos del mundo, en un abierto desafío a la Iglesia y en medio de críticas, inclusive del Papa Benedicto XVI.

Se trata de una reforma al código penal capitalino que legaliza la interrupción del embarazo en las primeras 12 semanas de gestación por la voluntad de la madre y sin necesidad de justificación, lo que desató la ira de los católicos y grupos conservadores.

La norma fue aprobada con los votos del izquierdista Partido de la Revolución Democrática, que gobierna la ciudad y controla el legislativo y algunos diputados de oposición, en medio del júbilo de grupos que apoyan la reforma, principalmente feministas.

"Esto es la reivindicación del derecho de las mujeres. Esperamos que esto sea el primer paso de muchos que se van a dar, estoy muy content", dijo Esthela Damián, diputada.

Hasta ahora, en la capital mexicana se permite el aborto, pero sólo en los casos de violación, en los que está en riesgo la vida de la madre o en los que se advierte una malformación del feto.

El debate transcurrió con las calles que llevan al Congreso capitalino cerradas y con policías antimotines ubicados en las puertas del recinto de sesiones, entre grupos de cientos de manifestantes a favor y en contra de la iniciativa.

El Papa Benedicto XVI envió el domingo un telegrama a los obispos mexicanos para pedirles que se opusieran a la reforma. (Reuters)